Guardaba la droga en su casa

Noventa días de instrucción fiscal se iniciaron ayer en contra de Darío E. acusado del presunto delito de tráfico y tenencia de sustancias sujetas a fiscalización. El sujeto fue encontrado en posesión de varias sustancias alucinógenas en el interior de su domicilio, la noche del jueves.

LAS CIRCUNSTANCIAS. Personal de la Jefatura Antinarcóticos de Imbabura, JPAI, llegó al domicilio del sospechoso, el mismo que está ubicado en la intersección de las calles Aurelio Mosquera Narváez y Canónigo Ruano. La diligencia se llevó a cabo con el apoyo de efectivos del Grupo de Operaciones Especiales, GOE, un representante de la Fiscalía y un Defensor Público.  

ALLANAMIENTO. Una vez en el interior del inmueble los efectivos especializados de la JPAI, realizaron una revisión minuciosa del lugar. Cada una de las habitaciones fue registrada. Armarios, aparadores, maletas, fundas y más se revisaron hasta encontrar el alcaloide.

HALLAZGO. En un estrecho pasaje de ingreso a la propiedad, existían pequeños espacios en donde una tarrina que contenía una planta de marihuana que pesó cerca de 624 gramos, llamó la atención de los uniformados y la incautaron. Mientras que en el interior de una de las habitaciones del ciudadano, específicamente, debajo de la cama, se encontraban esparcidos tres paquetes que contenían una sustancia blanquecina determinada posteriormente como cocaína, cuyo peso fue de 13 gramos. Operaciones básicas de inteligencia permitieron que los efectivos antidrogas ubiquen al sitio que habría sido determinado como posible centro de expendio de droga.

DILIGENCIA. Ayer se llevó a efecto la audiencia de formulación de cargos en contra del ciudadano, en la que el representante del Ministerio Público inició la etapa de instrucción fiscal, mientras que el juzgador de turno determinó una medida sustitutiva a la prisión preventiva debiendo el procesado, presentarse cada ocho días en la Unidad Judicial.