General Rodríguez: “Debemos tener cuidado y evitar llevar el efectivo”

Ibarra. En la semana anterior dos intentos de robo se produjeron tanto en Ibarra como en Otavalo. En los dos sitios las víctimas fueron mujeres, y quienes evitaron que los maleantes se lleven su dinero.

El jefe policial. “Es necesario alertar a la gente para que tenga un poco de cuidado. En la provincia van a ir los oficiales a todos los bancos, para advertir lo que está pasando, para que las personas tengan medidas de precaución”, dijo el general Pablo Rodríguez, comandante de la Policía en la Zona 1, que involucra cuatro provincias (Esme-raldas, Sucumbíos, Carchi e Imbabura)

“Esta modalidad se llama sacapintas. Estos sujetos primero le ubican a una persona, para ello utilizan entre seis a ocho ciudadanos, le localizan a una persona que por lo general esté sola, o a lo mucho acompañada de dos personas más y que tenga una gran cantidad de dinero.

Ellos entran de forma aleatoria al banco, ahí observan quién saca bastante dinero. Es por ello muy importante tomar medidas alternativas, como realizar una transferencia bancaria para evitar todo este tipo de cosas”, dijo el oficial policial en la Zona 1.

Más del modus operandi. “Esas personas que circulan en el banco ubican a sus víctimas, una vez que le detectan le siguen, le analizan le toman fotos, luego le mandan al motociclista, se cambian, caminan una cuadra, otra vez Se cambian con otros, caminan otras cuadras y así le persiguen. Las primeras personas que actúan para “levantar la información de la víctima”, no están armados, son personas comunes y corrientes, por lo general usan a mujeres o jóvenes. Luego le siguen y atacan cuando la víctima se encuentra en un lugar en donde no haya mucha gente, y que tenga una ruta de escape, no van actuar dentro de un centro comercial. Los de las motos esos sí están armados y también hay los de “soporte” que deben estar en un carro en la parte posterior, para ir llevando a los otros”, los del vehículo también pueden tener armas”, dijo el general policial.

Entre tanto. Gracias a las cámaras de videovigilancia ya se ha logrado identificar a los maleantes, tanto a los que atacaron en Ibarra como en Otavalo, que según las evidencias son los mismos. Se espera trabajar en la investigación hasta dar con los pillos.