fueron derrocados

Ibarra. Los bienes inmuebles que se encuentran abandonados, previa una denuncia, están siendo derrocados por la Unidad de Seguridad Ciudadana del Municipio. Dentro de estos inmuebles, se han encontrado pernoctando a personas de dudosa procedencia. Solo en lo que va del año, ya se han derrocado más de 10 inmuebles en el cantón, en su mayoría en Ibarra.

El Municipio. “Lo que hemos encontrado es personas durmiendo a plena luz del día, al interior de los inmuebles, es decir haciendo vivienda, consumiendo sustancias sujetas a control, tomando alcohol y luego en las noches salen hacer sus fechorías”, dijo Jorge Camués representante de seguridad ciudadana del Municipio de Ibarra.

“En muchos casos los dueños de los inmuebles ya no están aquí. Ellos han dejado sus viviendas por la inseguridad”, explicó el funcionario.

Testimonio. “Esta iniciativa es buena. No puede ser posible que estas personas que tanto daño hacen a la sociedad, delinquiendo, también se apoderen de viviendas que no son suyas. Hay muchas casas abandonadas y que la Municipali-dad y la Policía deben intervenir”, dijo Miguel Cua-tín ciudadano de Alpachaca.

Para Mercedes Torres ciudadana del sector de Ma-riano Acosta, la iniciativa es favorable. “Aquí a nuestro sector llegan a esconderse gente sospechosa del sector de Pugacho. Hay otras casas que también deberían ser derrocadas. Esas son usadas como escondites de jóvenes que se dedican a fumar drogas y todo eso”, dijo la ciudadana.

Hay más en carpeta. El Comisario Municipal, Marcelo Pozo, indicó que existen en carpeta, al menos, cinco inmuebles más

que podrían ser derrocados en los próximos días.

“El Departamento de Seguridad Ciudadana realiza la socialización con los propietarios y nostros como Comisaría Munici-pal junto con la Policía y agentes de control somos quienes ejecutamos el derrocamiento”, dijo el funcionario.

En la gráfica se observa la maquinaria municipal realizando el derrocamiento en un inmueble ubicado en el barrio Mariano Acosta.
La actividad se realiza de forma conjunta entre autoridades municipales y la Policía Nacional.