Fue cedulada por primera vez a sus 86 años de edad

Ibarra. Pasaron 86 años sin que la señora Rosa María Morales tuviera identidad. Después de tantos años finalmente, ayer, fue cedulada en su domicilio como parte de las brigadas solidarias que tiene el Registro Civil de Imbabura.

Accidente. Rosa María vivió siempre por las calles del mercado Amazonas, ahí recibía ayuda y crió a sus dos hijos. Con el paso de los años se desentendieron de ella debido al alcohol y las drogas y continuó su vida por esos alrededores. Hace dos años fue atropellada y fue cuando Rocío del Carmen Játiva, madre de uno de los nietos de Rosa María, decidió hacerse cargo. “Fue muy duro porque tenía fractura en un pie pero además un derrame cerebral, estuvo un mes en coma y no la pudieron enviar al hospital Eugenio Espejo porque no tenía cédula”, dice Játiva.

Sin identidad. Fue un trámite complicado, al inicio, ya que no había sido inscrita nunca por lo tanto no tenía identidad. Fueron dos años de trámites, pues según cuenta Rocío, el proceso que llevaba una abogada no daba resultados. Pero cuando acudió al Registro Civil le explicaron el proceso que debía hacer y finalmente ayer fue cedulada. “Estas brigadas nos ayudan a las personas de escasos recursos. Yo agradezco la ayuda que me nos han brindado”, enfatizó Játiva.

Brigadas. Hasta la fecha se han ejecutado 26 brigadas solidarias, las cuales llegan precisamente a personas que no pueden movilizarse hasta el Registro Civil y que son de escasos recursos.

Necesita ayuda. La señora Rosa María necesita ayuda de la ciudadanía. Quienes quieran hacerlo pueden entregarle pañales para incontinencia, ropa y alimentos como leche, arroz, pan, coladas, entre otros. Pueden comunicarse con Rocío al 0939306180.