Fiscalía retira pedido de prisión preventiva contra exvicepresidenta Vicuña

Quito. La Fiscalía general retiró este miércoles la petición que había interpuesto poco antes ante la Corte Nacional de Justicia para que dicte prisión preventiva contra la exvicepresidenta de Ecuador Alejandra Vicuña, investigada por presuntos actos de corrupción cuando fue asambleísta.

“Ante la existencia de seguridad presidencial que aún mantiene Alejandra V., la Fiscal General (e), Ruth Palacios reconsideró la solicitud de prisión preventiva”, señala la Fiscalía en Twitter.

Palacios “pidió al juez competente la presentación periódica de la procesada”, agregó al tiempo de anotar que la resolución se conocerá a las 17.00 hora local (22.00 GMT) de hoy.

La Fiscalía indicó en Twitter que acusa a la ex alta funcionaria de “presunta participación en el delito de concusión, que habría cometido cuando cumplía las funciones de asambleísta”.

Vicuña acudió a principios de mes a la Fiscalía para rendir una segunda versión sobre la presunta recepción irregular de donaciones para su movimiento político, Alianza Bolivariana Alfarista (ABA), casó que forzó su salida del Gobierno en diciembre pasado.

Ello después de que Ángel Sagbay y Carla Obando, dos de sus exasesores, denunciaran que le habían depositado en su cuenta personal contribuciones irregulares para financiar el movimiento, que no consta en registros electorales y por lo tanto no tiene cuenta bancaria.

Ambos aseguraron que el dinero era parte de una condición de Vicuña para mantenerlos en los cargos que ocupaban cuando ella se desempeñaba como legisladora, entre 2011 y 2013, extremo negado por la exvicepresidenta.

Vicuña insiste en que los depósitos correspondían a contribuciones voluntarias, pero dimitió del cargo el pasado 4 de diciembre en medio del escándalo.

Poco después, la Asamblea Nacional designó como su reemplazo al empresario Otto Sonnenholzner, de una terna enviada por el jefe de Estado, Lenín Moreno.

Sonnenholzner asumió el 11 de diciembre como tercer vicepresidente de Moreno en sus 19 meses de mandato, y se convirtió en el primero en ese cargo que no estuvo vinculado al expresidente Rafael Correa, quien gobernó Ecuador entre 2007 y 2017.

A Vicuña le precedió como vicepresidente Jorge Glas, elegido en tándem con Moreno en las elecciones de 2017 pero que en diciembre de ese año fue juzgado y condenado en primera instancia por un delito de asociación ilícita en la trama de sobornos de la firma brasileña Odebrecht.