Festival de pesebres permitió mostrar el talento en Tulcán

La Jefatura de Cultura a través de los Gestores de los clubes culturales comunitarios del municipio de Tulcánpusieron en ejecución el Primer festival de pesebres chiringos iluminados “Tulcán Ciudad de Luz”.

A la convocatoria de la alcaldía acudieron 57 concursantes residentes en la capitalcarchense. Micaela Valladares, ganadora del primer puesto presentó su trabajo denominado “Navidad en Tulcán” pesebre realizado en espuma flex, con papel corrugado, porcelanicron y MDF.

La ganadora aseguró que su obra “representa los valores de solidaridad, esperanza, amor, felicidad y paz. Además dijo que “incluyó un símbolo de las tradiciones carchenses transmitidas a través de las generaciones que inspiran la unión familiar.”

El segundo premio fue para Gilma Bravo con su pesebre chiringo “Júbilo tulcaneño”. Trabajo creado por manos artesanas tulcaneñas, inspirados en la principal fuente turística de nuestra ciudad de Tulcán. “Son esculturas verdes del Cementerio José María Azael Franco, declarado Patrimonio Cultural del Ecuador”, sostuvo.

La obra de Bravo, también, representan los personajes del nacimiento, evocaron a la mujer tulcaneña y a un personaje representativo y muy conocido, que es el “Pupo”. Para su elaboración se realizó una visita al cementerio, a fin de obtener algunas fotos de las esculturas más relevantes, las mismas que están plasmadas en el nacimiento; estas se realizaron con materiales reciclados, como son: icopor, cáscara de huevo molido; goma blanca y pintura; dándoles su acabado final con un matizado, con pintura en aerosol. De igual manera fueron confeccionados la mula, el buey y los tres reyes magos, personajes que no pueden faltar en un pesebre.

Los personajes principales, María, José y el Niño Jesús, fueron confeccionados totalmente a mano, utilizando tela, algodón, lana, mullos, pelo sintético, hilo y aguja.