Etiquetas para reducir contrabando de licor

pag8La aplicación móvil Verifícame, presentada por el Servicio Nacional de Aduanas del Ecuador, SENAE, fue implementada como una estrategia tecnológica que se une a la lucha al contrabando de licores en el país. Francisco Hernández, director zonal de SENAE, en Carchi, dio a conocer, en el distrito, cómo funcionará esta app móvil y en qué consiste.  

 

contrabando. Según Hernández, el objetivo de esta iniciativa nacional es reducir el ingreso de licor ilícito al país, disminuyendo no solo la evasión tributaria, sino garantizando que el licor cumpla todas las normas sanitarias y por tanto sea seguro para la salud del consumidor. Hernández, indicó que en lo que va del año en la zona 1: Carchi, Esmeraldas, Imbabura y Sucumbíos se decomisó un total de 22 mil dólares en licores; de esto, un caso fue juzgado por transporte de 10 cajas de whisky con 120 botellas valoradas en 6.420 dólares.

cifras. En lo que corresponde al Distrito Tulcán, en lo que va de 2015, las aprehensiones de licores llegan  a 336 por un monto de 1 millón 520 mil dólares, en relación a 671 aprehensiones que se hicieron en 2014. A decir del director distrital de SENAE, los licores que más ingresan al país son: tequila, whisky, ron y vodka. De ahí que el SENAE implementará desde octubre, el etiquetado fiscal. Esto es colocar una etiqueta a cada botella de licor extranjero que ingresa con el fin de avalar su origen lícito, y por tanto su idoneidad para ser consumido.

etiqueta.  Esta etiqueta se colocará en la parte superior de la botella en la tapa de cada bebida y podrá ser leída por el consumidor  a través de la aplicación móvil Verifícame. La app se puede descargar en los dispositivos Android e IOSS o  de la página www.aduana.gob.ec/verificame. Esta etiqueta que cambia de color rosa a verde al observarse de distintos ángulos, tiene un código QR que puede ser leído por la aplicación móvil e indicar la procedencia legal de la bebida.

control. La colocación de las etiquetas se controlará a partir del mes de octubre, dijo el funcionario e indicó que los licores que estén en perchas pueden seguir expendiéndose normalmente. El licor nacional etiquetará desde fábrica. Hernández recordó que no se puede ingresar ningún tipo y cantidad de licor vía terrestre. Es necesario  hacer la liquidación del bien, es decir, el pago del impuesto respectivo. Este tributo se define tomando en cuenta la cantidad de licor y grados de alcohol que posee la bebida; es decir puede ascender a un valor de 45%-52% del bien.
Adicionalmente, se indicó que el licor incautado se destruye de manera controlada y con empresas certificadas. En Tulcán no se hace esta destrucción en tanto no hay el clima adecuado para secar las piscinas de licor.

reacciones. Comerciantes como Hernán Áuz, propietario de una licorería en el centro de Tulcán, indicó que este nuevo sistema será favorable para evitar el contrabando, sin embargo, dijo que no garantiza del todo evitar el ingreso ilícito de estos productos que afectan su actividad. Áuz dijo. que con el contrabando, el comprador prefiere los precios más baratos, dejando los licores importados legales sin compradores. Por ejemplo citó que una bebida de las más comunes cuesta USD 47(legal) y de contrabando USD 17,