EPM afirma que semáforos están sincronizados

Ibarra. Los planes de movilidad que se manejan en la parte urbana tienen varios componentes como son: el transporte público, el transporte privado, y la seguridad vial. Todos estos conceptos deben ser incorporados a la hora de manejar los semáforos.

Inquietudes. Más de un u-suario de las vías ha hecho llegar sus quejas a este diario respecto a que existen demasiado semáforos en el centro de la ciudad y que no están sincronizados.

“En temas de seguridad vial no podemos hablar que algún semáforo está mal ubicado”, explicó Alejandro A-révalo, responsable de planificación y transporte de la Empresa Pública de Mo-vilidad (EPM).

Aforo. Todas las intersecciones semaforizadas están reguladas en base a un reglamento técnico ecuatoriano, explica Arévalo.

En base a esto se establece la colocación de esta señal de control de tráfico.

Para la ciudad de Ibarra y específicamente su casco comercial (Sucre, Bolívar, Olmedo, Sánchez y Ci-fuentes, entre otros) el aforo vehicular es de aproximadamente 500 a 600 ve-hículos diarios, lo que téc-

nicamente se conoce como Tránsito Diario de Prome-dio Anual (TDPA) y que conforme se acerca a puntos estratégicos de la ciudad podría llegar a los 1 200 automóviles (TDPA), además de los días feriados y los fines de semana.

Prioridades. “Nosotros ponderamos la vía principal sobre la secundaria”, dijo A-révalo y puso como ejemplo casos como el de la ave-

nida Mariano Acosta (ingreso sur de la ciudad) en cuyo lugar se ha estandarizado en tres cruces de 100 metros el cambio de luz de roja a verde, simultáneamente. “Con un lapso de cien segundos en hora pico y 80 en hora valle”, añade.

Semáforos lentos. La competencia de la Empresa Pú-blica de Movilidad en materia de semáforos comienza en la intersección del Ejido de Ibarra (sur) hasta el semáforo de la envasadora de gas en Priorato (norte).

Vásquez aclaró que dentro del perímetro urbano existe un eje que no es competencia de la empresa de movilidad y que comprende el tramo de la avenida Eugenio Espejo y la av. Fray Vacas Galino por donde pasa la vía del ferrocarril. Esta competencia es exclusiva de la Subsecre-taría de Transporte Terres-tre y Ferroviario y que en su Ley de Caminos establece el denominado “derecho de vía de la línea férrea”, competencia del Gobierno central por su importancia nacional.

Falta coordinación. En este espacio existe uno de los semáforos más lentos de la urbe y que tarda un minuto con 15 segundos (intersección de la Rafael Larrea.)

No se conoce a detalle si estos semáforos tienen un estudio técnico adecuado, indicó el funcionario pero tampoco han mantenido conversaciones con la Sub-secretaría para modificar la sincronización de los mismos.

Se estima que alrededor de 12 intersecciones con semáforos se extienden desde la terminal de trenes hasta El Milagro.

Anillo vial. Este tramo de desfogue vehicular, que comenzará a funcionar desde el próximo 9 de marzo, cuenta con 8 intersecciones semaforizadas, ubicadas debidamente en base a estudios técnicos, indicó Vás-quez y que comenzarán a funcionar una vez que se entregue por completo la competencia de esta vía a la EPM.

Vigilancia. “Desde el lunes 9 de marzo comenzamos con un monitoreo permanente, durante 30 días, de las paradas intermedias en el anillo vial para observar su comportamiento de movilidad. El 9 de abril se entregará un informe técnico en el cual presentaremos todas las novedades ocurridas desde el inicio hasta el final del corredor”.

Vásquez afirmó que las paradas intermedias tendrán puntos de control con a-gentes civiles de tránsito para vigilar que el transporte pesado cumpla la ruta.

La línea del ferrocarril recorre la avenida Fray Vacas Galindo que es un eje aparte.
Todo el tramo de la avenida Fray Vacas Galindo pertenece a la Subsecretaría de Transporte Terrestre.
La intersección del mercado Amazonas tiene tres semáforos que se colocan en rojo. Esta dinámica tiene también estudios técnicos.