En La Campiña se cansaron de la venta de alcaloide y les denunciaron

Cansados del microtráfico y los delitos conexos que esto atrae, los moradores del barrio La Campiña denunciaron a sus ‘malos vecinos’. Tras conocer la ilegalidad, los miembros de la Unidad Subzonal de Antinarcóticos de Imbabura, intervinieron de inmediato, logrando la captura de seis sospechosos, el decomiso de cientos de dosis de alcaloide y la incautación de dinero en efectivo, celulares, motocicletas, una balanza y hasta una licuadora en donde ‘mezclaban’ la sustancia ilegal.

El accionar se ejecutó aproximadamente a las 20:00 del último miércoles. Luego de semanas de investigación, los uniformados lograron evidenciar el cometimiento del delito y presentar las pruebas necesarias, ante el juez de turno, para que se emitan las órdenes de allanamiento. Una vez obtenido el visto bueno de las autoridades, irrumpieron en tres domicilios, donde los sospechosos fueron encontrados en delito flagrante.

Al mando del teniente Santiago Robles, y con el apoyo del Grupo de Operaciones Especiales (GOE), del Centro Regional de Adiestramiento Canino (CRAC) y la Unidad de Criminalística, los uniformados aprehendieron a los ecuatorianos: Fernando Israel M., Grace Lucía Q., Christian David E., Karina Maribel P., Roberto Carlos Ch. y Lucio Patricio R., los tres últimos con antecedentes penales anteriores por asociación ilícita y tráfico de sustancias estupefacientes.

Evidencias
Los agentes interventores informaron que los sujetos detenidos serían parte de una organización narcodelictiva y en su poder se encontraron 27,5 gramos de marihuana, 31,7 gramos de cocaína, dos motocicletas, 122,5 dólares, cuatro celulares y objetos que harían presumir la existencia del delito. En total se sacaron del consumo interno 372 dosis de estupefacientes.