En el Instituto 17 de julio ya se extraen esencias

Ibarra. “Durante el desarrollo tuvimos una serie de problemas, pero decidimos no darnos por vencidos hasta conseguir el objetivo que nos planteamos”, mencionó Gisela Isuasti, estudiante de cuarto semestre de la carrera de Tecnología Superior en Química del Instituto Superior Tecnológico 17 de Julio. Ella y sus compañeros de aula forman parte del proyecto de extracción de esencias por arrastre de vapor.

El anhelo. El objetivo de los estudiantes es crear proyectos innovadores, para en un futuro no muy lejano ser emprendedores y generadores de fuentes de trabajo.

Por ese motivo, ya que las esencias se las puede encontrar en una serie de productos de consumo masivo, se plantearon la difícil tarea de extraer y crear esencias a base de plantas, frutas y flores que forman parte la flora de la región, entre ellas eucalipto, maracuyá y manzanilla.

Reacción. En este proyecto trabajan estudiantes que provienen de diferentes provincias del país.

Por ejemplo, Gisela Insuasti, una joven oriunda de la comunidad Tumbatú (Bolívar-Carchi), está en el programa.

Ella mencionó que, desde el inicio del proyecto, no la tuvieron nada fácil, ya que lo primero que necesitaban era conseguir la máquina con la que puedan extraer las esencias de diferentes especies de plantas.

Sin embargo, entre los estudiantes se pusieron de acuerdo y, con recursos propios, lograron adquirir el destilador por arrastre de vapor.

Lo posterior, junto con sus compañeros fue empezar a seleccionar la materia prima idónea para elaborar cada una de las esencias, mismas que con el tiempo piensan buscar aliados para industrializarlas.

Fernando Cantincus, joven de 21 años, oriundo de la parroquia de Lita, es otro de los estudiantes que forman parte del proyecto de la extracción de esencias de plantas nativas de la región.

“Una de las dificultades que tenemos es la materia, ya que debemos encontrar la que se pueda extraer con mayor facilidad y no se nos complique a la hora de hacerlo. También tenemos que tener en cuenta el tiempo de extracción que debe tener cada una de éstas”, mencionó el joven estudiante.

La extracción. Una vez que los estudiantes de la Tecnología Superior en Química encuentran la materia prima correcta, inicia el proceso de extracción.

Los futuros ingenieros químicos deben separar los componentes o sustancias de una mezcla líquida mediante el uso de la ebullición (proceso físico en el que un líquido pasa a estado gaseoso) y la condensación (es el cambio de estado de la materia que se encuentra en forma gaseosa (generalmente en vapores y pasa a forma líquida).

Sin embargo, dependiendo de la materia prima que utilicen también varía el tiempo en extraerse la esencia.

Por ejemplo, cuando utilizan hojas de eucalipto, después de 30 minutos empiezan a aparecer las primeras gotas de esencia.

Pero, en cambio, han tenido problemas con los pétalos de rosas. Sin embargo, el objetivo de los estudiantes es revolucionar en la extracción y creación de esencias y ser verdaderos emprendedores.

Ana Julia Intriago (c), docente de la carrera de Tecnología Química, observa el trabajo que realizan Tamara Galeano (i) y Fernando Cantincus.
El grupo de estudiantes y docentes de Tecnología Superior en Química abrieron las puertas de su laboratorio a Diario EL NORTE.
Estas son algunas de las esencias que han logrado extraer de diferentes especies de plantas los estudiantes de química.