El VAR debuta en el “clásico del astillero” en medio de una crisis de clubes

La crisis futbolística tiene a cuatro equipos a punto del descenso y el VAR debutará en Ecuador en el denominado “clásico del astillero” entre Emelec y Barcelona dentro de la expectativa con la que arrancará este viernes la undécima fecha de la segunda fase.

Liga de Portoviejo, El Nacional, Deportivo Cuenca y Orense se jugarán la vida, pues solo dos de ellos salvarán la categoría para 2021, mientras Emelec, Barcelona y Liga de Quito saldrán a todo o nada por un billete de finalista por el título de este año en Ecuador, que verá el debut del VAR en la actual temporada.

Para el “clásico del astillero”, por pedido de Emelec se utilizará el VAR, cuyo pagará su costos, ante la desconfianza a la labor de los árbitros en Ecuador, que reinciden fecha a fecha en sus errores y equivocaciones.

Orense, con 23 puntos en la tabla acumulada; El Nacional y Liga de Portoviejo, con 22 cada uno, y Deportivo Cuenca, con 21, disputarán cinco finales por mantenerse en la primera división que recibe un trato preferencial en la repartición del dinero que genera el torneo local por la venta de los derechos de televisión.

Los dos últimos de la tabla acumulada, después de las cinco fechas que faltan, continuarán la disputa de la Liga Pro en la serie A, pero cobrarán como si hayan pasado a formar parte del grupo de la serie B.

Sin embargo, El Nacional y Deportivo Cuenca afrontan una situación más crítica, pues han sufrido ya una penalización cada uno con pérdida directa de partidos por cifras económicas no canceladas y de repetir penalización, perderán la categoría y ahí sí deberán jugar en la segunda división del fútbol local en el 2021.

Mientras que Liga de Quito, que ganó la primera fase del actual torneo, se adjudicó el primer billete de finalista por el título local de este año y de primer ecuatoriano clasificado a la fase de Grupos de la Copa Libertadores de 2021.

La puja esta apretada, pues Emelec y Barcelona, que protagonizarán el próximo domingo el denominado “clásico del astillero”, lideran con 21 puntos cada uno, uno más que Liga, y dos sobre Guayaquil City, que tiene 19 unidades.

Por lo que si Liga llegase a ganar también la segunda fase, se proclamará campeón de 2020 en forma directa, caso contrario, definirá el título en partidos de ida y vuelta contra el ganador de la segunda fase.

Cada una de las cinco fechas que faltan para que concluya la segunda fase, tendrán el tinte de verdaderas finales para los que pugnarán por el título y para los que lucharán por salvar la categoría