El polígono cárnico sigue siendo un ‘elefante blanco’ en Ibarra

Ya mismo se cumple una década desde que empezó la construcción del nuevo polígono cárnico de Ibarra (camal), pero hasta la fecha no ha empezado a operar. Al contrario se observa una obra paralizada.

El nuevo polígono cárnico cuenta con un avance físico en su estructura de un 70 por ciento. En cuanto al equipamiento, se informó en su momento que se cumplió la totalidad del contrato.

El presupuesto en un inicio determinaba un total de 5 millones de dólares con los cuales estaba previsto terminar, pero por errores e inconvenientes en el proceso que se hizo de consultoría, esto ha crecido mucho más de lo que determina la norma, por esta razón era necesario buscar líneas de financiamiento, para poder obtener recursos que permitan terminar el nuevo camal. Aquello no se ha dado y la obra no avanza y sigue paralizada.

“Hay un informe del Ministerio de Agricultura con más de 50 observaciones sobre el nuevo camal, si no hay una acción política de mi parte con las autoridades del Banco del Estado y con altos funcionarios del gobierno, esa podría haber sido una glosa para la administración municipal anterior y un problema grave para el mismo Banco de Desarrollo, que entrega un crédito son la aprobación del MAGAP”, dijo el exalcalde de Ibarra, Álvaro Castillo.

En el Ecuador los Centros de Faenamiento son considerados precarios y poco tecnificados. La falta de infraestructura adecuada, carencia de tecnología apropiada para llevar a cabo los procesos productivos impiden que se garantice el bienestar animal, la inocuidad de los alimentos y la mitigación de los impactos ambientales.

En base a estos antecedentes surgió el proyecto “Centro de Faenamiento y Planta Procesadora de Cárnicos de Ibarra”, cuya administración debía estar a cargo de la Municipalidad, misma que prestarás sus servicios a los distintos cantones de la provincia de Imbabura, Carchi, parte de Esmeraldas, y la zona norte de la provincia de Pichincha, sin embargo han pasado los años y ese centro de faenamiento no presta ni siquiera el servicio para el cantón Ibarra en donde está ubicado.

Los problemas se solucionan con voluntad política, cuando no exista esta voluntad política podemos tener muchas justificaciones y muchos pretextos para no ejecutarlos. Cuando estuve de concejal hubo muchas falencias y fallas en el proyecto que se presentó en el polígono cárnico, que de alguna manera empezaron a ser solucionados, dijo Carlos Arias, exconcejal de Ibarra.

Por ejemplo. añadió Arias, no se había tomado en cuenta la geografía del terreno, “había problemas de las aguas de los desperdicios y muchas cosas que debían corregirse y se lo hizo, pero hacía falta recursos también”. Pero dónde está el problema más delicado es en la maquinaria que está allí, embodegada, “estaba cancelada, se había hecho un pago por esas máquinas que ahora siguen sin uso”, dijo el exedil de Ibarra.

Actual administración.
Fue en mayo de 2019 en que los concejales y técnicos municipales acompañaron a la alcaldesa Andrea Scacco a una inspección a la obra en construcción del nuevo Polígono Cárnico Municipal.
Son ya 9 años desde que se inició la obra que por problemas técnicos y de financiamiento no se ha podido concluir. En aquel entonces (2019) la Alcaldesa manifestó la voluntad política y la búsqueda de financiamiento para finalizar la obra, pero.