El impuesto verde

El Ministerio de Finanzas señaló que el proyecto de reforma tributaria que plantea aplicar a las botellas plásticas para bebidas y a las fundas de plástico y de papel es ambiental y pro salud. Para el Gobierno, los bienes que se pretenden gravar tienen sustitutos perfectos: fundas de telas, botellas retornables que son menos perjudiciales para el ambiente.

El impuesto por cada funda plástica y de papel será de 10 centavos y de las botellas 2 centavos. Existen impuestos inevitables como por ejemplo el cobor del IVA y existen impuestos selectivos, esto quiere decir que no todos tienen que pagar sino solo aquellos que conociendo las reglas no quieren cambiar sus hábitos, no quiere pagar impuesto al plástico o a la botella, entonces no las compre!, no quiere pagar demasiada luz, entonces consuma menos!. Hay gente a la que en verdad hay que darle pensando, no es nuestra “cultura” la que nos impide desarrollarnos, es la conformidad y displicencia de muchos. Que bueno (apartando el tinte político del tema de lado y lado) que se ponga en el debate público el uso de las fundas y botellas plásticas, sin duda el uso exagerado del plástico perjudica el medio ambiente. Esperemos que después de todas estas palabras saquemos como sociedad conclusiones y encontremos el equilibrio entre desarrollo y conservación.