El deseo de cambiar todo lo que ha fallado

Si tuviésemos el don de volver al pasado y cambiar las cosas en las que fallamos o con las que hicimos daño o por las que ahora estamos donde estamos…

Si tuviésemos el don de volver al pasado y no tomar esa decisión que nos costó años de sufrimiento y no decir aquellas palabras que produjeron tanto dolor en las personas…

Si tuviésemos el don de volver al pasado y no transitar por esa carretera nocturna por donde venía un camión cargado de botellas llenas de gaseosa y que invadió la vía y luego no supe más hasta que en un hospital pueblerino abrí los ojos y tenía destrozada mi pierna izquierda…
Si tuviésemos el don de volver al pasado y no equivocarnos en educar a nuestras hijas creyendo que el eje de su crecimiento personal debía ser un modelo de libertad donde ellas configuren su futuro a la sombra de un padre proveedor…
Si tuviésemos el don de viajar el futuro y saber que todas aquellas vueltas al pasado sirvieron para que el destino nos sonría y nuestros últimos años en la Tierra fueran idílicos y armoniosos…
Si tuviésemos el don de volver al pasado y viajar al futuro y cambiar todo lo que creyéramos que lo hicimos mal y tener la certeza de que lo que vamos a hacer lo haremos bien…
La vida no hubiera sido vida ni la vida no será vida si esos dones sirvieran para algo…

rubendariobuitron94@gmail.com
@rd_bui