El colegio Sánchez y Cifuentes obtuvo segunda estrella

p2IBARRA. La Unidad Educativa Fiscomisional Salesiana Sánchez y Cifuentes alcanzó la segunda certificación a la excelencia. Es por ello que el 3 de marzo de este año la institución recibió la segunda estrella, la primera la obtuvo en el 2014. Este proceso es parte del Modelo de Excelencia de la Asociación Europea para la Gestión de Calidad (EFQM).

 

A nivel nacional de las instituciones salesianas solamente tres han alcanzado la certificación, una de ellas es la U.E. Sánchez y Cifuentes de la ciudad de Ibarra. “Este logro es el resultado de once procesos, todos ellos enfocados a la atención de nuestros clientes, en este caso a nuestros padres de familia y estudiantes”, dijo Mireya Cerpa, rectora de la institución. El plan de mejoras está encaminado a la recuperación pedagógica, a la asistencia con padres de familia, asistencia salesiana, etc. Pero no solo esto, en la institución se trabaja en el tema de vinculación, en donde también intervienen los exalumnos del plantel. “Estamos trabajando en esto desde el 2013, es así que en noviembre del 2014 alcanzamos ya la primera estrella, en aquel entonces se trabajó en la visión, misión y valores de nuestra institución. Es importante recordar que todos quienes formamos la familia salesiana hemos estado involucrados en estos procesos. El trabajo con nuestro exestudiantes también nos proporciona unos indicadores muy importantes”, dijo la rectora.

IMPORTANTE La institución para lograr estos objetivos trabajó con un consultor perteneciente a su misma congregación, salesiana. La institución educativa acoge entre sus aulas a 1 782 estudiantes, distribuidos en lo que es educación preparatoria, educación elemental, educación media, educación básica superior y bachillerato. Cabe recordar que el Modelo de Excelencia de la EFQM fue presentado en 1991 y revisado en 1999 y en el 2003. Desde su creación ha mostrado su eficacia como sistema de gestión de las organizaciones, a la vez que como instrumento para la autoevaluación y, además, se utiliza como marco para la valoración de los Premios Europeos a la Calidad .

HISTORIA Las generaciones de alumnos que se formaron en sus aulas guardarán para siempre el recuerdo lleno de afecto y gratitud del padre y fundador: Monseñor César Antonio Mosquera. Según datos históricos recopilados desde el año 1820 a 1837, los filántropos Martín Sánchez y José Manuel Cifuentes donaron sus bienes materiales “para la educación gratuita de la juventud ibarreña”. De ellos toma los apellidos y la razón de su nombre. Por derecho legislativo del 18 de noviembre de 1865 estos bienes fueron entregados primero al Seminario Menor San Diego. En 1913 el Congreso derogó el decreto anterior por discrepancias religiosas pasando estos bienes a la administración del Colegio Teodoro Gómez de la Torre. Por intervenciones de Mons. César Antonio Mosquera regresaron los bienes al Clero con los que se fundó el Colegio Sánchez y Cifuentes el 29 de septiembre de 1937. Comenzó entonces el Sánchez y Cifuentes a funcionar como anexo al Seminario Menor San Diego. Mons. Silvio Luis Haro encargó la dirección del Colegio a la Comunidad Salesiana en el Ecuador.