El cantante Nacho regaló pasajes a decenas de venezolanos en la terminal de Carcelén

Quito.- Hasta la terminal de buses de Carcelén, localizada en el norte de Quito, llegó el reconocido reguetonero Nacho. Al lugar, cientos de venezolanos llegan en bus, otros caminando, buscando refugio, medicinas, comida, ropa, entre otras necesidades. Otros buscar reunir el dinero suficiente para continuar en su paso hasta Perú.

El cantante venezolano, reconocido por temas como Bailamé y No te vas, compró cerca de 40 pasajes a sus compatriotas para que puedan avanzar hasta la frontera sur del país. Su presencia fue registrada en un video, que el mismo artista publicó en su cuenta de Instagram.

“Ojala tengamos la oportunidad nosotros de recuperar nuestro país y lograr la prosperidad que alguna vez tuvimos y que ustedes tengan la oportunidad de regresar a nuestra patria porque en algún momento los vamos a necesitar”, dijo mientras era rodeado por decenas de venezolanos quienes lo abrazaron y se fotografiaron con él.

En tanto que en un extenso mensaje escrito en Instagram dijo: “Aunque en Venezuela no venda discos, aunque en mi país no haya hecho conciertos en dos años, aunque allá la autoría no sea negocio, las plataformas digitales estén ausentes y para mí no haya provecho laboral-. Pero ¿importa el qué dirán cuando hay tanto qué exponer?. Los que dicen que los que se van son cobardes no saben que hace falta valentía para empezar de cero en otro lugar. Hay quienes caminan más de 500 kms buscando un mejor futuro porque en su tierra no ven progreso. Las penurias de esos viajes son: el robo de las pertenencias, deterioro crítico de la salud, riesgo de secuestro y trata, maltrato por parte de autoridades y más”.

”Carcelén es un terminal de pasajeros en Quito donde venezolanos que emigran se agrupan en la interperie, expuestos, unos en carpas, otros sin techo y en el piso, con poco aseo personal porque el baño cuesta 4 dólares y hay familias de hasta 5 personas a las que se les hace difícil generar 20 dólares para cumplir con sus necesidades y ducharse”, escribió Nacho.

Varios venezolanos, quienes pidieron no ser identificados, afirman que salieron de Venezuela, porque allá ya o se puede vivir. Otros venezolanos vienen desde las ciudades colombianas de Pasto y Cúcuta, caminando durante días.