El can Turbo sorpendió a un extranjero con droga en Carchi

En Carchi, el fino olfato de Turbo, un can antinarcóticos que trabaja en la Unidad Antidrogas en Carchi, definió la suerte de Richard R. El migrante de 23 años buscaba llegar a Quito con 3 229 gramos de marihuana que pensaba comercializar en las calles de la Capital de la República.

El ahora detenido ingresó a Ecuador por un paso ilegal con el alcaloide que según él adquirió en Ipiales, la última ciudad del sur de Colombia y frontera con Tulcán.

El sujeto trató mezclarse entre los cientos de venezolanos, que caminan a diario por las calles de la provincia. Su plan marchaba perfecto, pasó desapercibido entre el grupo, pero su suerte cambió cuando llegó al control sur. Llegó solo y no contaba con el control que se encuentra ubicado al sur de la ciudad lo detuvieran.

Eran las 22:00 del pasado 4 de mayo cuando el mundo se le vino encima. Además de la requisa, el nerviosismo le delató al instante. Turbo, un sagaz can, de la unidad de antinarcóticos de Carchi confirmó las sospechas de los uniformados que se encontraban en el lugar.

De acuerdo al informe policial, “Tras realizar las pruebas preliminares de campo dio positivo a marihuana con un peso neto de 3.229 gramos”. Tras la audiencia respectiva realizada en la unidad judicial penal de Tulcán, el sujeto se sometió al procedimiento abreviado. Una vez que evacuada la audiencia oral de juzgamiento, el Tribunal de Garantías Penales, dictó una condena.