El Alcalde pidió que se preocupen de San Lorenzo


portadaalalde
Ibarra
.- El desfile cívico por los 146 años de El Retorno se suspendió ayer debido a la fuerte lluvia. La sesión solemne realizada al mediodía, estuvo marcada por la entrega de condecoraciones y acuerdos de felicitación. Los legisladores de Imbabura y la Prefectura entregaron sendos acuerdos al Municipio.

 

Pedido. El alcalde de Ibarra, Álvaro Castillo, enfatizó que los habitantes del cantón debemos autoproclamarnos como el cantón de la paz.

“El Retorno debe ser la invocación al Creador para retornar a esa paz que nunca jamás debimos haberla perdido”.

“Qué tristeza invadirá a las familias de los militares que fueron asesinados, cómo se sentirán las familias de los tres periodistas de diario El Comercio, que hasta el día de hoy no pueden ni siquiera recuperar sus cadáveres. Inmensa angustia sentimos quienes somos habitantes de esta zona en conflicto, de encontrar a la vuelta de la esquina, un concepto generalizado de inseguridad”, enfatizó Castillo.

Recordó que en una asamblea de la mancomunidad de tránsito, que él preside, las aseveraciones del alcalde de San Lorenzo, Gustavo Samaniego son de susto y miedo. “Existe olvido por parte de las autoridades centrales de lo que ha significado el cordón fronterizo norte y sur. San Lorenzo creció de 30 mil a 70 mil habitantes. No hay una universidad, no existe un instituto técnico superior. Es muy sencillo, para los chicos que terminan su educación de bachillerato, cruzar el río y recibir una jugosa paga para enlistarse en las filas de las fuerzas irregulares”.

Castillo enfatizó que a nuestros propios compatriotas los están volviendo enemigos de su mismo país, por ese abandono que ha sufrido el cordón fronterizo.

El Alcalde de Ibarra invocó a la unidad de los cuatro legisladores de Imbabura que ayer asistieron a la sesión solemne.

“Ustedes tienen el arma y la herramienta en sus manos, que significa modificar un poco de mamotretos legales para que esta injusta repartición de recursos en el país sea cambiada de rumbo”.
Cuestionó que Guayaquil reciba 600 millones de dólares cada año y el cantón San Lorenzo, 2 millones, cuando hay necesidades imperiosas que resolver.

Instó a que, por lo menos, se haga un estudio integral de necesidades básicas insatisfechas.
Afirmó que el Municipio de Ibarra, en cuatro años, dejará de recibir 24 millones de dólares.

Sin embargo, recalcó que como ibarreños estamos en una ciudad que va hacia el progreso y otras van hacia la tumba. “No tenemos problema en la reducción de recursos, hemos conseguido cinco o seis veces más fondos de obra que se ejecutan en la ciudad, que nos quiten, de acuerdo, pero que vayan a los sitios donde más lo necesitan”.

Convenios. El GAD-I y la Emapa-I firmaron un convenio para construir 3 km de tubería de agua potable, captación, planta de tratamiento y tanque de reserva para dotar del servicio a habitantes de Las Malvinas y parque recreacional Guayabillas, hasta el primer paradero. Con la Coordinación Zonal 1 de Educación se estableció el compromiso de dotar de equipos tecnológicos a unidades educativas. También se firmó convenios entre el GAD-I con la Facultad de Artes de la U. Central, un grupo de artistas plásticos, la Fundación Alza Alza y el GAD Parroquial de Angochagua.


El Alcalde destacó que las condecoraciones se entreguen en vida, “de muertos, ya para qué”, recalcó.