Educación con valores

En el mundo actual donde se va perdiendo valores humanos, morales, cívicos y espirituales se requiere la toma de conciencia del ser humano que necesita una educación integral, libertad con valores y evitar la masificación y deshumanización. La familia y las instituciones educativas deben siempre colocar la enseñanza diaria de valores. La educación en valores es un concepto amplio y complejo, que exige la implicación, tanto de los maestros y la comunidad educativa como de los padres y de la sociedad en general. Educar en valores significa extender el alcance de la educación de manera que no se limite a la enseñanza y el aprendizaje de materias, habilidades y temarios, planteándose metas relacionados con el ámbito moral y el civismo, con objetivo final de formar ciudadanos responsables. A través de la educación valores se intenta potenciar y afianzar una cultura y una forma de ser y comportarse basadas en el respeto a los demás, la inclusión y las ideas democráticas y solidarias. En el entorno actual, caracterizado por la complejidad social y la globalización económica y cultura, educar en valores se perfila como una cuestión imprescindible para formar ciudadanos que sean capaces de asumir los nuevos retos y comprometerse activamente, jugando un papel activo y eficaz en la construcción de un mundo mucho más justo, inclusivo, equitativo e intercultural. Muchas de estas preocupaciones acompañan al mundo actual de modo más general, se habla de crisis de identidad, de fe y de epistemología.