23-11-2011 | 05:00

El proyecto Yachay

    Un proyecto que rompe todos los esquemas educativos se pretende concretar en el cantón Urcuquí, uno de los más apacibles lugares de la sierra norte ecuatoriana. Apacible sí, productivo y lleno de gente tranquila, pero así mismo uno de los más olvidados del interés de los poderes públicos.

Urcuquí está siendo conocido a nivel nacional por su protagonismo, gracias a la iniciativa del gobierno que pretende desarrollar el proyecto Yachay (Aprende, en quichua) que estaría culminado, según apreciaciones de voceros de la SENPLADES en 16 años con una inversión que estaría garantizada, al igual que su realización estaría blindada por el marco de la ley que regularía su construcción. Uno de los puntos que ha generado críticas, principalmente por parte de quienes son propietarios de los predios que serán declarados de utilidad pública para este efecto, es la falta de socialización del proyecto que será un ícono en el país y uno de los pocos en América Latina. El proyecto Yachay, así como van las cosas, es una realidad y será el tiempo el que certifique su objetividad, importancia y sustentabilidad en el futuro.