13-07-2019 | 18:17
(O)

Retos del Ministerio de Educación

La sociedad espera que la ministra consolide prontamente y de manera integral su propuesta.

    Han transcurrido más de dos años de gobierno y no se vislumbra la existencia de una Política de Estado en materia educativa. Dos conocidos personajes dirigieron este ministerio, pero ninguno de ellos dio respuestas reales a las necesidades del sector educativo, prueba de ello, es que los denominados módulos pedagógicos propuestos por el antecesor de la actual ministra no serán una realidad.

    La nueva ministra de Educación Monserrat Creamer considera como ejes de su gestión: calidad, equidad, inclusión y aprendizaje para toda la vida. Temas realmente interesantes si se cree que los padres de familia anhelan lugares seguros donde los niños y adolescentes puedan instruirse académicamente y formarse como seres humanos, los maestros demandan motivación que les aliente a seguir esta dura tarea de formar a sus educandos, y los estudiantes necesitan aprender y formarse en contextos reales y en total interdependencia entre los niveles inicial, educación básica, bachillerato y educación superior.

    Hoy, la sociedad espera que la nueva ministra consolide prontamente y de manera integral su propuesta, que el Gobierno Nacional le brinde estabilidad y apoye con los recursos necesarios para el éxito de su gestión; ya que el presente y futuro del País depende en gran medida de esta nueva generación de niños y jóvenes que inyectarán valores y trabajo a esta sociedad, condiciones tan necesarias para mejorar la calidad de vida de todos los ecuatorianos.