Guayaquil. Ecuador ha repatriado esta noche a una docena de heridos del accidente de tránsito que sufrió la madrugada de este sábado un autobús de hinchas del Barcelona de Guayaquil en el norte de Perú, suceso en el que fallecieron siete personas.

Efe constató esta noche en el aeropuerto Joaquín Olmedo, en Guayaquil, la llegada de dos pequeños aviones de la Policía ecuatoriana con doce heridos.

Fuentes policiales indicaron que se trata de heridos leves que han sido trasladados desde la ciudad de Piura, en el norte peruano.

Los graves, agregaron, permanecen aún hospitalizados en el país vecino.

Los heridos fueron recogidos por ambulancias para ser trasladados a centros locales de salud.

El Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana de Ecuador activó desde tempranas horas de la mañana los protocolos de asistencia y protección para los hinchas del Barcelona que retornaban desde Lima.

El ómnibus interprovincial de la empresa Divino Niño se salió de la carretera en una curva de una empinada cuesta del distrito de Los Órganos y rodó unos 15 metros en caída en una zona desértica.

Tras el accidente, los heridos fueron rescatados por la Policía, los Bomberos y los agentes de Serenazgo que coordinaron su traslado a varios centros médicos de Piura y a la vecina región de Tumbes.

La Cancillería ecuatoriana ha confirmado el fallecimiento de siete personas. En el suceso resultaron heridas una treintena de pasajeros.

El bus salió de Lima con los hinchas que acudieron a alentar al Barcelona en su partido ante Sporting Cristal en copa Libertadores y que, a pesar de la derrota del jueves ante el equipo limeño (2-1), logró su pase a la siguiente ronda.

A lo largo de la jornada, distintos mandatarios ecuatorianos han expresado su pesar por el accidente que ha afectado a los hinchas del club más popular del país.

“Nuestra profunda solidaridad con las familias de los aficionados al Barcelona fallecidos en un accidente en Perú”, escribió el presidente Lenín Moreno en su cuenta de Twitter.