Ecuador recordó el Día de la Bandera con acto simbólico militar de incineración

Quito. El Ejército ecuatoriano realizó hoy la tradicional ceremonia de incineración de la bandera para marcar los 158 años del decreto presidencial que la reconoció como símbolo nacional y al que también se rindió homenaje en centros educativos.

Más de 126 banderas que ya cumplieron su vida útil fueron incineradas por las Fuerzas Armadas en un acto simbólico que, como cada año, se llevó a cabo en el museo del Templo de La Patria, ubicado en la Cima de La Libertad, en Quito.

Al acto asistió el ministro de Defensa, Oswaldo Jarrín, así como otras autoridades de esta cartera de Estado.

Este protocolo se realiza “al considerar que todas las banderas que han flameado por algún tiempo se deterioran y pierden su color, por lo que han cumplido con su vida útil y se procede a su cremación en un acto simbólico militar”, reza un comunicado del Ministerio de Defensa.

Las cenizas son posteriormente depositadas en un cofre especial y entregadas a las unidades de la Armada, encargada de esparcirlas en el mar territorial de Ecuador.

El Congreso determinó en 1955, el 26 de septiembre como el Día de la Bandera, jornada en la que las instituciones educativas y gubernamentales deben rendirle respeto a la insignia patria tricolor.