Duplicaron producción de cebada

cebadaEn medio de una leve llovizna, los 95 miembros de la asociación ‘Plaza Pallares’, de la comunidad Ugsha, perteneciente a la parroquia San Pablo del Lago, asistieron a presenciar la firma del convenio entre la Prefectura de Imbabura y la Cervecería Nacional, con el que renuevan el proyecto ‘Siembra cebada’, y además recibieron insumos para el cultivo de este cereal.

Producción. Según Amadeo Perachimba, administrador de la asociación, desde que se está aplicando el proyecto en esta zona (año 2010), las cosechas de cebada se han duplicado. ‘Antes de este proyecto, por cada hectárea cosechábamos de 25 a 30 quintales y desde que tenemos la capacitación y los insumos que forman parte del proyecto, cosechamos de 50 a 60 quintales en la misma área, aseguró el dirigente.

Asociación. ‘Estamos contentos por el apoyo que nos brindan desde la empresa privada y la Prefectura. Este proyecto nos ha ayudado a mejorar la economía de las familias que forman parte de la asociación’, dijo María Perugachi, presidenta de ‘Plaza Pallares.

Dificultad. Pero no todo es color de rosa para estos agricultores. Ellos aseguran que a pesar de tener buenas cosechas y productos de calidad con este proyecto, todavía existe dificultad en la comercialización del mismo. ‘Camari, (Sistema solidario de comercialización del Fondo Ecuatoriano Populorum Progresssio) es la que compra la mayor parte de nuestra producción’, dijo Perugachi.

Representantes. Juan Carlos Guadamud, gerente del proyecto ‘Siembra Cebada’ aseguró que este convenio se renueva por dos años y la empresa privada invierte, en 2015, 430.000 dolares en el mismo. Pablo Jurado, prefecto de Imbabura, aseguró que desde esta instancia se proporciona recursos económicos, personal técnico movilización y transporte pesado.

Comunidad de emprendimientos

De Topo, Angla, Ugsha y la Merced, provienen los 95 miembros de la ‘Plaza Pallares’, quienes son propietarios de 375 hectáreas de la hacienda Zuleta, las mismas que fueron adquiridas en febrero del 2010, por medio de un préstamo de 1’056.000 dólares otorgado por el Banco Nacional de Fomento, a 15 años plazo con el 9% de interés. En estas tierras, los socios producen cultivos tradicionales para abastecer el mercado local: Maíz, papas, trigo, quinua, chochos, mellocos, oca y cebada y desde el 2014, luego de ganar un proyecto productivo, crían cuyes a campo abierto.