Dos obras están paralizadas en la comunidad Azama

Otavalo. Aproximadamente dos años de abandono tiene la construcción del complejo deportivo que el municipio ejecuta en la comunidad Azama. La obra que, según datos publicados por la municipalidad tiene un costo de 250 mil dólares, más el adoquinado de 900 metros de la calle principal de la comunidad, son obras que los moradores de este sector del cantón exigen que sean terminadas.

Infraestrutura. Ubicado tras la Unidad de Policía Comunitaria se encuentra el complejo deportivo que es parte de un ofrecimiento de la actual administración municipal. La obra es parte de un grupo de complejos deportivos que debieron ser construidos hasta el 2018 en diferentes lugares del cantón.

El presidente de Azama, Enrique Campo, explico que la obra inició el 22 de febrero de 2017. El dirigente de la comunidad asegura que la obra inició con problemas por las constantes suspensiones de los trabajos. “A finales del año anterior llegaron los contratistas del césped sintético. Colocaron el material y dejaron botando la obra. El señor alcalde de Otavalo, el 13 de marzo de 2017 vino a socializar a la gente que en 60 a 90 días terminaba estas canchas pero hasta ahora está botado y no se acuerda”, dijo Campo.

En la vía. El fin de semana EL NORTE constató que en un tramo de la vía principal de la comunidad se levantó el empedrado para dar inicio con la construcción del adoquinado de 980 metros de esta carretera. Según el presidente de la comunidad esta obra también ha sido abandonada. “Hace 15 días iniciaron la obra pero los contratistas han dejado abandonando los trabajos y dañando más la carretera. No sabemos que mismo está haciendo el municipio porque, ni una obra entrega a la comunidad y empieza con otra que ya está abandonada”, señaló Campo.

Respuestas. El director de obras públicas del municipio de Otavalo, Javier Esparza, con respecto al complejo deportivo, aseguró que terminar esta obra es una prioridad de la administración municipal. “El complejo deportivo está suspendido por rescisión de contrato. La dirección de obras públicas retomó esos trabajos en noviembre pero se volvieron a paralizar porque se cerró el crédito de que nosotros teníamos con la ferretería” y añadió asegurando que “Por disposición del alcalde se contratarán las dos canchas, la de Azama y La Compañía. Esperamos terminar, las dos canchas, a finales de marzo o inicios de abril”.

Sobre el adoquinado de la comunidad, aseguró que esta semana se retoman los trabajos.