Dos jueces creyeron en su inocencia

Ibarra. Con el voto salvado de los jueces Sigifredo Mejía (ponente) y Diego Chávez, la tarde de ayer el Tribunal de Garantías Penales de Imbabura declaró inocente a Juan Carlos C., por el presunto delito de homicidio. El ciudadano fue detenido en Quito el último 15 de abril en una vivienda de la Capital, luego de que aseguraran que participó en el homicidio de Cristian Andrés C., registrado en el sector de El Coco, en el cantón Antonio Ante.

El hombre de 27 años fue asesinado en las afueras de una fiesta, durante una riña callejera.

Una certera puñalada en el tórax acabó con su vida, según el reporte policial realizado por los miembros de la Dinased.

Enseguida los uniformados empezaron a indagar sobre el hecho y obtuvieron información que uno de los presuntos responsables sería Juan Carlos C., por lo que allanaron su vivienda, ubicada en el sector de Natabuela, en donde encontraron las prendas de vestir que tenían rastros de sangre, ya que resultó agredido en la gresca. Luego de su detención recibió la orden de prisión preventiva.