Donación de Cámara Gessel como un apoyo a las víctimas

Se realizó la entrega de equipos tecnológicos para la adecuación de una Cámara Gesell al Consejo de la Judicatura de Otavalo (Dirección Provincial de Imbabura), fue una donación de UNACEM en su compromiso de vinculación a proyectos que ponen en valor a la mujer, niños y adolescentes.

Con presencia de varias autoridades locales y provinciales, directivos de UNACEM expresaron su gran compromiso con la protección de la ciudadanía y la eliminación de la revictimización de personas que han sufrido algún tipo de violencia y victimización, por tal motivo, donaron equipo tecnológico para generar un espacio oportuno.

Durante la entrega de equipos tecnológicos de la cámara Gessel se ratificó su importancia y función, ya que se trata de dos habitaciones contiguas, divididas por un espejo unidireccional, que permite ver desde un espacio lo que ocurre en el otro, pero no al revés.

Esta área fue acondicionada con equipos de audio y video que permitirán registrar el testimonio anticipado de una víctima, por una sola vez, sin que sea perturbada por presencia de terceras personas que puedan causar alteraciones en sus declaraciones.

Este mecanismo busca cuidar la integridad de las personas, tanto en la fase preprocesal como procesal, de acuerdo a lo previsto en los tratados internacionales y en la Constitución.

Este tipo de iniciativas apoya a grupos de atención prioritaria víctimas de violencia, durante las diferentes intervenciones se manifestó. Según la encuesta nacional sobre Relaciones Familiares y Violencia de Género contra las Mujeres (ENVIGMU), la provincia de Imbabura estaría ubicada en el tercer lugar a escala nacional, con el mayor número de casos de violencia en el ámbito familiar.

Algunas estadísticas
Se indicó que en el panorama a escala nacional sobre violencia en la familia, en lo que va de este 2021, se han registrado 23 feminicidios; la Asociación Latinoamericana para el Desarrollo (ALDEA), señaló que en 2020 Ecuador cerró con 118 casos.
Por otra parte, el Consejo de la Judicatura del Ecuador afirmó que 65 de cada 100 mujeres ha vivido algún tipo de violencia durante su vida y únicamente el 20% de las víctimas lo ha denunciado.