Desalojo y decomisos en un ‘mega operativo’ en Otavalo

Otavalo.- Un ‘mega operativo’ realizado por las comisarías Nacional y Municipal que también contó con el apoyo del Cuerpo de Bomberos, Policía Nacional, Agentes Civiles de Tránsito y Agentes de Control municipal, se realizó el sábado desde horas de la mañana hasta la madrugada del domingo.

Como resultado de esta intervención se decomisaron productos no aptos para el consumo humano y se recuperaron varios espacios públicos.

Primera intervención
Los representantes de las mencionadas instituciones iniciaron la jornada de operativos a las 10H00. El primer objetivo, recuperar el espacio público retirando a las personas que se dedican a limpiar parabrisas en los semáforos de la ciudad.

El control se realizó en el ingreso norte de la ciudad en donde un buen número de personas, la mayor parte extranjeros, se dedican a esta actividad que ha provocado molestias a un sinnúmero de conductores.

Decomisos
A mediodía, el equipo se dirigió hasta los negocios ubicados en la calle Atahualpa, sector aledaño a la terminal de buses, en donde se tenía previsto socializar el cumplimiento de las medidas de bioseguridad, pero durante este recorrido, las autoridades retiraron 198 unidades de chorizo de las carnicerías ubicadas en el mencionado sector.

El producto no tenía registro sanitario y, según la comisaria nacional del cantón Otavalo, Diana Palaguachi, no eran ‘aptas para el consumo humano’. Los negocios de la calle 31 de Octubre también fueron visitados por las autoridades durante la jornada del sábado.

Denuncia ciudadana
Tras la denuncia realizada por una ciudadana que habita por el sector del mercado 24 de Mayo, el operativo de recuperación de espacios públicos se trasladó hasta el puente ubicado frente al centro de expendio municipal, en la calle Morales, en donde se aseguraba que algunas personas pernoctaban bajo esta infraestructura.

El operativo también se dirigió hasta las calles Ricaurte y Colón, sector del barrio El Batán, en donde por otra denuncia y trabajo de inteligencia de las entidades encargadas, se desalojó una vivienda abandonada que era utilizada por un grupo de indigentes. En este trabajo, el Cuerpo de Bomberos también colaboró.

Testimonios
Varios fueron los objetivos por los que se llevó a cabo este control, entre ellos, recuperar espacios públicos para brindar mayor seguridad ciudadana y también, según Palaguachi, que “la gente aprenda a auto disciplinarse y evitar las aglomeraciones”, para precautelar la salud de la población.

En el recorrido controlaron además el uso correcto de la mascarilla a transeúntes y comerciantes. El comisario municipal, Diego Nogales, destacó el ‘trabajo coordinado’ realizado en esta jornada.

“Debemos hacer conciencia todos y no esperar que las autoridades nos llamen la atención cuando no cumplimos nuestras obligaciones, mientras tanto esperemos que los operativos sean más frecuente’, dijo Pedro Álvarez, habitante de la ciudad.