07-12-2018 | 15:58
(D)

Llegaron a la serie “B” a puro pulso

El club San Miguel no tuvo un presupuesto fijo para este año. En el 2019 los dirigentes aspiran contar con el apoyo de empresas y mantener al plantel en el fútbol profesional.

Ibarra. Sin ‘bombos ni platillos’ la delegación del club San Miguel y que el último domingo ascendió la serie B del fútbol profesional en la categoría femenina, fueron recibidos en el auditorio de la Federación Deportiva de Imbabura. Allí las 16 jugadoras imbabureñas y los entrenadores Iván Avellaneda y Alex Valdez, contaron el viacrucis que vivieron para alcanzar la gloria y la expectativa para la temporada 2019.

Triunfo a puro pulso. Antes de viajar al cuadrangular final las jugadoras se preocuparon más en vender boletos para un ‘pollo solidario’ y cubrir gastos en Macas, que concentrarse en los partidos. Eso fue solo una muestra de lo que hicieron el equipo, cuerpo técnico y dirigentes en todo el torneo para poder participar y viajar a las ciudades sedes.

Pero ese drama terminó el fin de semana pasado. Jorge Loaiza, dirigente del equipo fue claro y directo. “El equipo necesita apoyo económico. Es un nuevo reto que enfrentaremos el próximo año”, dijo.

El técnico Iván Avellaneda, quien hace cuatro años creó el equipo femenino de fútbol se mostró confiado que para el próximo año se mantendrá la misma plantilla de jugadoras. “Por la cabeza no se les pasó a ninguna de las jugadoras recibir un sueldo. El 99 por ciento seguirá el próximo año en este equipo”, dijo Avellaneda.

No hay información. Luego de recibir el trofeo de vicecampeón del Torneo de Segunda Categoría Femenino, el plantel local selló una temporada en medio de incertidumbre.

Hasta el momento no ha llegado ningún comunicado de la Ecuafútbol para el próximo año. Es decir que el cuerpo técnico hasta el momento no conoce oficialmente cuántos equipos actuarán en el 2019, el sistema del torneo y el día ni la hora del inicio del Campeonato de la Serie B.

Lo único cierto es que Avellaneda prepara una pretemporada en el primer trimestre del 2019 y convocará a jugadoras del país para que se prueben en el club San Miguel.