Deporte y política

Una sensación de nostalgia demostró el portero  ecuatoriano, quien fuera seleccionado del país y un gran profesional en varios equipos ecuatorianos, José Francisco Cevallos, al anunciar su retiro de la práctica activa del fútbol profesional.

Esa nostalgia no solo es de él, sino de los miles de ecuatorianos que vieron en Cevallos, al profesional íntegro, con errores humanos como todos, con un carisma dentro y fuerta de la cancha y con una demostración de calidad profesional en cada encuentro que disputó.  Cevallos, ahora es tentado por la política y se ha anunciado que podría ser el nuevo ministro del Deporte. Esa sola posibilidad ha generado una serie de comentarios a favor y en contra que solo él lo podrá dilucidar en realidad. La política, en el mundo entero, no ha estado reñida con el deporte y por lo general, han sido los buenos deportistas quienes se han vinculado con esta actividad, lastimosamente no con el mismo éxito. Ejemplos de ello hay muchos. Excelentes deportistas que aprovecharon de su popularidad para llegar a cargos públicos y a identificaciones políticas, pero han terminado siendo  ignorados, porque no han obtenido la misma calificación popular en el desempeño de sus cargos. Pancho debe analizar bien esa propuesta y en cualquier decisión que tome, el deseo es que tenga éxito, como se lo merece.