Declaran estado de excepción en zona minera atacada por indígenas en Ecuador

seguridadQuito (EFE).- El ministro coordinador de Seguridad de Ecuador, César Navas, anunció el 14 de diciembre de 2016 la declaración de un estado de excepción en la provincia amazónica de Morona Santiago (sureste), luego de que un campamento minero que opera en una zona de esa jurisdicción fuera atacado por indígenas.

Las autoridades han informado de, al menos, un policía muerto y tres más heridos durante los disturbios ocurridos en el sector de San Carlos-Panantza, aparentemente por miembros de la etnia shuar que habita en la región, que se ha opuesto a la minería y reclamado tierras facilitadas en concesión a empresas mineras.

Navas, en un mensaje televisado, indicó que se ha dispuesto que las Fuerzas Armadas y la Policía “emprendan las acciones necesarias para recuperar la seguridad ciudadana en esta provincia y, especialmente, en el área de influencia” de la concesión minera.

“No vamos a permitir que se viole el Estado de derecho”, agregó el ministro, que insistió en que se ha ordenado a las Fuerzas Armadas y a la Policía “una intervención integral para poder garantizar la seguridad” de los ciudadanos.

“Rechazamos frontalmente estas medidas” de hecho, remarcó Navas y recordó que el Gobierno “ha expresado de forma clara y precisa” la posibilidad de diálogo, aunque insistió en que los violentos no obtendrán “nada por la fuerza”.

Los ministerios Coordinador de Seguridad, del Interior, de Defensa y la Secretaría de la Política acordaron la declaración del Estado de excepción en Morona Santiago, bajo las normas establecidas en la Constitución y las leyes de la República, finalizó Navas.

El anuncio de la medida se dio poco después de que el presidente del país, Rafael Correa, a través de su cuenta de Twitter advirtiera de la muerte de un policía y de otros agentes heridos durante el ataque de presuntos indígenas amazónicos contra el campamento minero.

“En Morona, violentos quieren tomarse el campamento minero San Carlos Panantza. Tenemos un policía fallecido y varios heridos. ¡Criminales!”, escribió Correa sin dar más detalles.

El ministro del Interior, Diego Fuentes, también reaccionó por la red social y mencionó como agresores a integrantes de la etnia shuar.

“En horas de la tarde se registró un ataque armado por comunidades shuar al campamento minero en San Carlos Panantza, M. Santiago”, aseguró Fuentes.

“Un policía fallecido y varios heridos, esta barbarie NO quedara impune, cueste lo que cueste, detendremos a estos criminales”, remarcó el ministro del Interior.

En otro ataque denunciado el pasado 21 de noviembre, también se identificó a indígenas shuar en los incidentes en las instalaciones de la empresa minera china Explorcobres S.A. (ECSA), cuya concesión se ubica en el sector de San Juan Bosco, en Morona Santiago.

Los grupos nativos de esa zona se oponen a las actividades extractivas y exigen la salida de las empresas mineras de sus territorios, pese a que la compañía china es legalmente concesionaria para la explotación de minerales, especialmente cobre.

La denuncia sobre los disturbios de hoy en San Carlos-Panantza se dio a pocas horas de que el Gobierno de Ecuador firmara un contrato de explotación de oro y plata en el sector de Yantzatza, en la provincia amazónica de Zamora Chinchipe, vecina de Morona Santiago.

El Gobierno ecuatoriano ha abierto varios proyectos mineros en el país, con lo que pretende generar, según sus autoridades, una “nueva riqueza” para “acabar con la pobreza” e impulsar el desarrollo nacional.