Comunicación institucional

En las entidades públicas, se observa graves equivocaciones cuando se cree que desde las instancias comunicacionales, organizacionales, de relaciones públicas o como se llame, se debe rendir culto a la personalidad de las autoridades pasajeras. ¡Error! En los departamentos de comunicación deben estar al frente profesionales preparados para afrontar retos, con claro sentido de pertenencia, no a la autoridad de turno, sino a las instituciones y a lo que ellas representan y desde donde se les paga. Las instituciones están ahí para caminar en función de las necesidades de los pueblos, colectivos sociales, diferentes grupos organizados y de la gente en general. Muchas veces, más ahora que tenemos a disposición las redes sociales, se puede hacer un trabajo de coordinación, sin caprichos, acercamiento pero con sentido común, que claro, en muchos personajes es el menos común de los sentidos. Las equivocaciones luego pasan factura.