Cien mil dólares destina la Prefectura para obras de adoquinado

Ibarra.– La Prefectura de Imbabura inició la construcción del adoquinado de dos calles del sector Huaycopungo a las orillas del Lago San Pablo. La primera corresponde al sector Villagrán Pugro y la otra tiene como nombre Kuri Ñan. La obra es una más impulsadas por el organismo provincial en esta zona campesina de la provincia, bajo la visión del prefecto Pablo Jurado, para quien es vital integrar al desarrollo a las comunidades que antes permanecían en el olvido.

José Acosta, responsable del trabajo, informa que hasta el momento ya están listos los bordillos, la compactación del suelo y solo falta colocar el adoquín. “Las lluvias dificultaron que se pueda avanzar con mayor agilidad, sin embargo, estos días de sol logramos fundir los bordillos, y seguimos adelante con la planificación, esperando culminar en el plazo trazado”.

El adoquinado tiene un costo cercano a los 100.000 dólares. De acuerdo al contrato, se espera que el próximo mes de agosto se concluya y pueda estar al servicio de los pobladores, que anhelan contar con estas arterias mejoradas, como muestra de que el progreso también está presente en la ruralidad imbabureña.

Paola Perugachi, moradora del sector Villagrán Pugro, dice que le complace ver que la obra se hace realidad después de muchos años. “Las calles permanecían llenas de polvo o lodo, dependiendo del clima. Nunca pensamos que se cristalizaría este proyecto, esperamos pronto caminar por calles adoquinadas y vivir en mejores condiciones”.

Huaycopungo es una comunidad ubicada a las orillas del Lago San Pablo. Es parte de la parroquia San Rafael, cantón Otavalo. Sus habitantes, en la gran mayoría, se dedican a la elaboración de artesanías hechas con totora, con lo cual obtienen ingresos económicos. Además, la localidad recibe constantemente la visita de turistas, atraídos por la naturaleza y la artesanía, especialmente.