Causas por las que podrías estar siempre cansado

Ibarra. Los problemas para dormir, que te dan un agotamiento constante, pueden aparecer por una mala alimentación o causa de diferentes trastornos del sueño, de acuerdo al sitio especializado Web MD.

Apnea. Con la apnea del sueño, la respiración se torna más superficial. Se trata de una condición que impide que inhales por unos segundos, en episodios que pueden repetirse en una sola noche. Como consecuencia, reduce el flujo de oxígeno a los órganos vitales, y puede desembocar en ritmos cardíacos irregulares y afectar la calidad del sueño.

Falta de sueño. El insomnio es un trastorno del sueño que se caracteriza por la dificultad para permanecer dormido. Si bien puedes experimentar problemas para dormir una vez cada tanto (es normal), no es común que sufras de insomnio por un periodo prolongado. En este último caso, consultar con un especialista es fundamental.

Hipersomnia. Es la somnolencia diurna en exceso. En este caso, la persona afectada tiene problemas para mantenerse despierto durante el día a pesar de haber dormido muchas horas por la noche. Se puede quedar dormida en el trabajo, mientras conduce o inclusive estando de pie. Esta situación acarrea problemas para pensar con claridad y una fatiga constante.

Trastorno. Durante el sueño normal, todos pasamos por dos etapas diferentes. Uno de ellos se denomina movimiento ocular no rápido y el otro movimiento ocular rápido o REM, según sus siglas en inglés.

Los ojos se mueven rápidamente, la respiración es irregular, se incrementa la presión arterial y se pierde el tono muscular.