Católica encontró tres puntos en la última jugada y apaga las esperanzas del Macará

Ambato. En compromiso jugado en el arranque de la fecha 20, Macará y Universidad Católica buscaron ser eficientes en la cancha del Bellavista en un duelo importante para el parqueo final en plaza de clasificaciones internacionales. El roce fue la tónica.

Dos penaltis provocaron los tantos en el complemento. Jhon Jairo Cifuente y Ronal De Jesús inscribieron un tanto por bando para el 1 a 1 parcial. El triste protagonista fue el juez Guillermo Romero, desatinado y errático.

Ya sobre el final del partido, una grieta quedó y Universidad Católica encontró una grieta. Richard Calderón dio alcance a un balón fuera del área y terminó rematando esquinado para el 1 a 2 final. Macará ve cada vez más lejos su posibilidad de llegar a la final mientras que esta victoria fue un premio a la ilusión de la Chatoleí.