Casa ecológica se arma en PUCE-SI

Ibarra. Todo inició como una tesis de pregrado y terminó en un proyecto que ya es real. Eco-Refugio Modular Permanente Mo-duorg, es el nombre del estudio que Walter Zurita, egresado de la Carrera de Diseño de Productos y Control de Procesos de la Pontificia Universidad Ca-tólica del Ecuador Sede Ibarra (PUCE-SI), ejecutó con la colaboración de Roberto Andrade, docente de esa escuela.

Ambos trabajaron en la creación de un espacio de acogida, construido con caña guadua con el objetivo que ese sitio acondicionado perfectamente para albergar a personas sea funcional y que de una respuesta inmediata ante desastres naturales.

Su funcionamiento. Con ese proyecto la PUCESI presentó una propuesta innovadora de vivienda, que podrían emplearse para comunidades de refugiados. Pero también se conoció que esa casona universitaria destinará este refugio para alojar a estudiantes que realicen movilidad en la sede. Es decir para profesionales en formación nacionales y extranjeros.

Para María José Rubio, prorrectora de esa entidad de educación superior, ese lugar está destinado para estudiantes de otras universidades. Esa casa está ubicada junto al Banco de Germo-plasma cerca del edificio cuatro.

Además la proyección de armar más casas de ese tipo dependerá de cómo se desarrolle ese plan piloto.

Los materiales. Para construir el refugio se utilizó madera en los bastidores y se rellenó de caña guadua rolliza, para los cimientos. Además, se empleó hormigón y llantas. También se conoció que puede habitar una familia de cinco personas ya que las dimensiones son de 4.50×5.50 metros cuadrados en donde se destacan los anclajes que sujeta los elementos estructurales y dan soporte a la construcción, formándose una zona segura, transportable y estética.

Roberto Andrade dijo que el refugio es adaptable a todas las regiones del país y que podrá ser armado en el transcurso de 5 a 8 horas en casos de desastres.