No se cansan de exigir verdad y justicia por Efraín, Paúl y Javier

La herida no ha cerrado. Los recuerdos están diariamente presentes en los familiares de Javier Ortega, Paúl Rivas y Efraín Segarra, equipo de El Comercio, que fue secuestrado hace tres años en Mataje y asesinado, según el Gobierno ecuatoriano, 17 después de su secuestro.

A pesar del tiempo que ha pasado, para los allegados de los fallecidos, aún no existe ni verdad ni justicia, y aseguran que el secuestro se efectuó en la frontera, del lado ecuatoriano, sin embargo las investigaciones y detenciones las ha realizado Colombia y las autoridades ecuatorianas no dan respuesta. El crimen fue atribuido al Frente Oliver Sinisterra (FOS).

“Al cumplirse 1 096 días de lucha por memoria, verdad y justicia, las familias del equipo periodístico vuelven a levantar su voz de protesta frente a la nula actuación de la Fiscalía ecuatoriana que en tres años de investigación previa, no ha logrado ni siquiera establecer una línea de tiempo y un mapa de actores que determine de forma concreta qué pasó con los comunicadores antes, durante y después de su secuestro y posterior asesinato”, reza el manifiesto de los familiares.

Para los allegados la poca prolijidad y diligencia de la investigación, que al momento ha pasado por tres fiscales, es tal, que hasta la fecha no se ha realizado una reconstrucción de los hechos. Tampoco existen resultados del análisis de huellas dactilares obtenidas de la camioneta en la que se transportaban los periodistas el día del secuestro.

Además aseguran que el asesinato de Efraín, Paúl y Javier se produjo entre el 7 y 8 de abril, y no el 12 como lo anunció el presidente del Ecuador, Lenín Moreno.

Cristian Segarra, hijo de Efraín Segarra, mencionó en ENtv que han sido tres años de muchos sinsabores y un camino complejo, ya que ha existido una injusticia de parte del Gobierno y la Fiscalía no ha realizado su trabajo. “Hemos evidenciado como el Estado, de forma sistemática, no realiza su trabajo y hace todo lo posible por ocultar las inconsistencias dentro de las investigaciones por el asesinato y secuestro de los tres”, dijo.

“Este es un ejemplo de como el Estado se lava las manos con respecto a los Derechos Humanos, en el tema de conocer la verdad y obtener justicia en estos casos”, agregó Segarra.

Hasta el mes de abril se extenderán las actividades organizadas por los grupos sociales y familiares, que pretenderán, de alguna forma, presionar al Gobierno para que se agilite la investigación en este caso.

Los jueces revisaron la sentencia de alias ‘Reinel’

Este jueves se realizó la audiencia de revisión de sentencia de alias ‘Reinel’ y le redujeron la pena a 28 años y ocho meses, cuando debía ser de 40 años. El sujeto era custodio y en la casa de sus padres se tomaron fotografías y videos de los secuestrados encadenados.

En su relato dijo que estuvo 3 días con ellos, fue su guardián, los movilizaba y luego los entregó a otro grupo de la seguridad de ‘Guacho’ para que fueran asesinados. Le redujeron la pena porque gracias a la información que dio pudieron conocer las movilizaciones, cómo funcionaba el grupo y donde estaban los cuerpos.