Buscan crear conciencia en la población

Urcuquí. La gran cantidad de basura acumulada a orillas del río El Cristal, ubicado en la parroquia de Buenos Aires, en el cantón Urcuquí, hizo que cinco miembros de la Policía Nacional dejaran sus artículos y conocimientos de lucha contra la delincuencia y se dedicaran a recoger los escombros acumulados en el sector.

Los uniformados creen que el reto conocido como “Basura Challenge”, no solo está dirigido a famosos ni adolescentes en lugares de gran afluencia de personas, sino a cualquier ciudadano que busque crear conciencia y contribuya a tener un planeta más limpio y libre de contaminación.

En decenas de costales de yute el sargento Carlos López, los cabos primero Henry Delgado y Wilo Espinoza y los cabos segundo Javier Maldonado y Luis Juma, recogieron los escombros y los dejaron listos para que el carro recolector se lleve la basura del lugar que, hasta hace poco, era considerado un sitio turístico al que llegaban decenas de personas.

Declaración. El agente Javier Maldonado mencionó que estas actividades permiten contribuir de forma diferente con el bienestar de la comunidad, sin dejar de lado la seguridad y el orden ciudadano.

“Aprovechamos que estamos trabajando en el sitio para dejarlo limpio. La naturaleza hace de este lugar algo único, y no es justo que se contamine y llene de basura. Esperamos que los moradores puedan mantener limpio el sector y se convierta en un potencial turístico”, agregó.

Por su parte, Pablo León, jefe del Distrito Ciudad Blanca, encargado de velar por la seguridad de los cantones Ibarra, Urcuquí y Pimampiro, mencionó que los policías están al servicio de la ciudadanía las 24 horas de los 365 días del año.

“En muchas ocasiones tenemos que enfrentar realidades inesperadas, pero todas nuestras respuestas van en beneficio de la comunidad. Me alegra saber que mis policías sean reconocidos por la ciudadanía por hacer algo que no está dentro de sus funciones, pero que va en beneficio de la población. Muchas veces podemos ser el ejemplo de la ciudadanía para hacer un trabajo como este”, dijo el oficial de Policía.

Los miembros policiales dejaron el sitio totalmente limpio y esperan que así se mantenga.
Los costales de basura quedaron listos para ser llevados el vehículo recolector. Los ciudadanos agradecieron la labor realizada.