Brasil declara emergencia de salud pública por coronavirus

Sao Paulo.- Brasil declaró este lunes emergencia de salud pública por el coronavirus con el fin de facilitar la repatriación de 40 brasileños que se encuentran en la provincia china de Wuhan, informó el Ministerio de Salud.

Brasil anunció el domingo que traerá a 40 de los 55 brasileños que se encuentran en Wuhan, epicentro del coronavirus, y que solicitaron al Gobierno ayuda para regresar al país, donde deberán serán sometidos a un periodo de cuarentena durante 18 días.

En un primer momento, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, se opuso a repatriar al grupo de brasileños que se encuentran en Wuhan al considerar que se podría poner en riesgo a millones de ciudadanos, pero cambió de opinión este fin de semana tras un pedido público.

En un video publicado en las redes sociales, varios brasileños leyeron una carta en la que enfatizaron que ninguno está contagiado con la también llamada neumonía de Wuhan, recordaron que otros países ya han repatriado a sus ciudadanos y manifestaron su disposición para seguir los requerimientos sanitarios que sean necesarios con tal de regresar al país.

“Escribimos esta carta para pedir auxilio al Gobierno brasileño para retornar a nuestro país. Somos hombres, mujeres y niños de varios estados y regiones de Brasil, estudiantes y trabajadores, individuos y familiares de brasileños en China”, señala la misiva.

De acuerdo con el ministro de la Casa Civil, Onyx Lorenzoni, podrían pasar la cuarentena en Anápolis (centro-oeste), Florianópolis (sur) o alguna ciudad del noreste brasileño, aunque todavía no fue definido el lugar exacto.

En Brasil existen 16 casos sospechosos de coronavirus, la mitad de ellos en el estado de Sao Paulo, pero hasta el momento ninguno de ellos ha sido confirmado, de acuerdo con el último reporte del Ministerio de Salud.

El titular de la cartera, Luiz Henrique Mandetta, afirmó este lunes que el coronavirus no está siendo transmitido con “la velocidad que se imagina” y precisó que el dengue, el sarampión o la fiebre amarilla pueden suponer un riesgo mayor.