Atrévete a un toque diferente

Los matrimonios al aire libre tienen un encanto especial cuando la decoración está pensada alrededor del espacio y el estilo del matrimonio, hoy te damos algunas ideas para la decoración. La idea es dar un toque diferente en el que la naturaleza juega un papel fundamental.

Andrea Cárdenas, planificadora de eventos, comenta que en el altar, las cajas de madera pueden ser una bonita idea para decorar, junto con flores de diferentes estilos, un altar con toques rústicos. Además, les pueden servir como base para colocar un arco bajo el que se den el “sí quiero”. La decoración con colores vivos y cálidos le pone alegría a la ambientación, ten en cuenta colores como el rojo, azul, amarillo o naranja. El verde siempre estará presente en un matrimonio al aire libre así que es recomendable utilizar un color que combine con los colores del paisaje. Para la decoración de las mesas de boda puedes remplazar las flores o complementarlas con fuentes de frutas de estación. Los duraznos, manzanas, moras y fresas parecerán recién recolectados. Si la estancia donde realizas la celebración posee cultivos de frutas, puedes utilizarlas para enlazar aún más la celebración a su contexto. En relación a las flores para la decoración de la boda, es aconsejable que te inclines por aquellas especies salvajes. Las florecillas pequeñas, hojas de arbusto, margaritas y lavandas, entre otras, no solo sirven como complemento de las flores de tamaño mayor. Puedes formar con ellas hermosos ramos campestres y aromáticos. Colocadas en floreros de cristal se verán coloridas y bonitas. Las plantas de gajo o bulbo también son una buena y duradera opción. Los objetos de jardín, las latas y cajones de fruta te servirán de macetas para este pequeño y decorativo jardín rústico. Al momento de pensar en el mobiliario, recuerda que los bancos, las sillas de madera y sillones de mimbre además de cómodos son fáciles de conseguir. No te preocupes si tienes que mezclar diferentes clases y por el contrario, saca provecho de esta diversidad. “No pueden faltar los elementos decorativos para darle calidez al lugar, los faroles colgantes, macetas con hortensias, pompones y elementos parecidos hacen el espacio más acogedor. Pueden guiarse a través del internet, ahí encontrarán ideas para todos los gustos”, dice la experta. Por último y no menos importante, procura que los recuerdos para invitados reflejen algo de este espíritu campestre. Las jaleas, mermeladas y mieles son perfectas, sobre todo si utilizas telas, hilos y etiquetas rústicas. Incluso muchas granjas y estancias se dedican a elaborar este tipo de productos y podrán ayudarte aportándote el contenido para que tú misma personalices.