Atacó a su expareja y a un gendarme

Pimampiro. Un adolescente de 14 años realizó una llamada de auxilio al ECU 9-1-1 e informó que su madre era agredida por su padrastro la mañana de ayer. El muchacho detalló que vive en el sector de Paragachi y que esperaba que miembros policiales arribaran al sitio para auxiliar a su progenitora.

Al llegar al lugar, un agente policial ingresó a la vivienda y se percató de que, en el patio posterior, la pareja continuaba discutiendo. La mujer se identificó como Mónica S., quien aseguró que su exconviviente le agredió y amenazó de muerte.

Enseguida el gendarme intentó aprehender al presunto agresor, Luis L., pero el hombre empujó al servidor policial y huyó del sitio en precipitada carrera.

Persecución. El policía salió de forma inmediata tras el sospechoso y lo alcanzó luego de correr aproximadamente 50 metros, sin embargo no logró detenerlo porque el sospechoso lo hirió con un objeto cortopunzante en el pecho.

Afortunadamente el agente del orden usaba chaleco de protección balística y el corte de aproximadamente 5 centímetros no alcanzó su humanidad.

De inmediato, la búsqueda al agresor, que huyó del sitio empezó, pero no lograron dar con su paradero.