Asamblea Nacional inicia trámite de censura a ministro Economía

Quito (EFE).- La Comisión de Educación de la Asamblea Nacional anunció que iniciará el trámite de un proceso de censura contra el ministro de Economía, Richard Martínez, por el polémico recorte a los presupuestos de las universidades públicas del país.

Dicha comisión legislativa, que preside el congresista Jimmy Candell, resolvió iniciar “las acciones inmediatas para proceder con el correspondiente juicio político” contra el ministro, informó la Asamblea en su portal web.

El organismo parlamentario consideró que el ministro de Economía ha “incumplido sus funciones” establecidas en la Constitución y en la normativa del sector, por el recorte presupuestario en el Sistema Nacional de Educación y de las universidades, incluidas las de carácter particular que reciben rentas y asignaciones del Estado.

Los legisladores que integran la Comisión criticaron también que Martínez, quien había sido llamado a comparecer hoy a una reunión virtual para que explique las razones técnicas y jurídicas del recorte, no se haya presentado sin ninguna justificación.

Con el voto unánime de sus doce integrantes, la Comisión rechazó el recorte presupuestario que ha generado el anuncio de desvinculación de docentes y personal administrativo de las universidades, además del posible cierre de carreras.

El presidente de ese organismo legislativo recordó, además, que la Constitución del país permite el uso emergente de todos los fondos públicos en situaciones de excepción, pero remarcó que la misma Carta Magna prohíbe taxativamente que se los haga en los sectores de salud y educación.

La legisladora Jeannine Cruz, vicepresidenta de la Comisión, anunció por su parte que ha presentado un recurso de protección ante la Corte Constitucional, el máximo organismo de control de la Carta Magna, para que se declare la nulidad de los recortes.

De su lado, varias federaciones estudiantiles pidieron en la reunión de la Comisión de Educación, la destitución del ministro Martínez y exigieron que el Gobierno entregue los recursos que se han recortado al sector.

También el presidente de la Asamblea del Sistema de Educación Superior, Galo Naranjo, rector de la Universidad Técnica de Ambato, llamó a proteger el principal factor de transformación de una sociedad: “La educación”.

“No podemos permitir que se violente la Constitución y la autonomía universitaria”, puntualizó Naranjo al asegurar que el recorte impactará significativamente en los proyectos de investigación, de ciencia y tecnología, así como en emprendimientos.

De su lado, la Secretaría De Educación Superior, Ciencia, Tecnología e Innovación (Senecyt) justificó el pasado lunes el recorte al advertir de que los efectos de la pandemia del coronavirus ha incidido de forma negativa en la economía de muchos países, incluido Ecuador.

En un comunicado oficial, la Senecyt explicó que los presupuestos de las universidades se financian con un porcentaje de la recaudación del Impuesto al Valor Añadido (IVA) y el Impuesto a la Renta (IR), por lo que la disminución de esos ingresos repercutirá en las asignaciones a los centros académicos del Estado.

El pasado martes, en una acción que desafió el aislamiento social ordenado por el Gobierno por el coronavirus, unos 200 estudiantes efectuaron una manifestación de protesta en las inmediaciones de la Universidad Central de Quito.

Los estudiantes, con apego a medidas sanitarias y ante la mirada de policías, exigieron que se revise el recorte en la educación superior y rechazaron la actitud de Martínez que, según dijeron, ha privilegiado el pago de la deuda exterior del país y protegido a los sectores pudientes en detrimento de la economía popular.