Arremeten violentamente contra taxi de Cabify con una niña adentro

Barcelona. Ninguna protesta, por justa que pueda ser, justifica actos violentos como los ocurridos este miércoles 25 de julio en Barcelona de España en contra de un taxi perteneciente al servicio privado Cabify. “Este es el tipo de cosas que no juega a favor del taxi”…, fue la reflexión de un periodista español, en su cuenta de twitter, quien documento el instante en que destruyen el vehículo con pasajeros adentro.

En Barcelona, España, se convocó a una huelga de taxistas en favor de la regulación de las VTC (licencias de vehículos con conductor). Durante la manifestación un grupo de alrededor de 10 manifestantes se percató de la presencia de un taxi de Cabify y comenzó a destrozar el parabrisas, las ventanas y las puertas, así como grafitear la carrocería. Todo esto pese a la advertencia de su conductor que en su interior se encontraba un adulto y una niña.

El hecho ocurrió pese a que fuentes de los convocantes informaron que por las calles de Barcelona no circulan tampoco los VTC de las compañías Uber y Cabify, con los que el sector del taxi ha tenido encontronazos los últimos meses.

Las asociaciones de taxistas convocaron esta huelga en apoyo del reglamento del Área Metropolitana de Barcelona que regula las VTC (licencias de vehículos con conductor) y que prevé una licencia de VTC por cada 30 de taxi.

Los taxistas de Madrid también convocaron hoy una manifestación ante la sede de este organismo público, por considerar que se ha convertido en “abogado” de las empresas de alquiler de vehículos con conductor (VTC) Uber y Cabify, en vez de vigilarlas.

“El asalto a un Cabify de este mediodía en Barcelona lo ha protagonizado un grupo minoritario de personas. Conozco a muchos y muy buenos taxistas que en su vida tocarán un pelo a una VTC”, agregó Carlos Márquez en su cuenta de Twitter, tras el incidente con la aterrorizada menor.