Aprueban certificación para continuar con obra del camal

Con nueve votos a favor y uno en contra, el Concejo Municipal aprobó la certificación plurianual para el proceso de contratación del proyecto de instalación y montaje de equipos existentes y complementarios del polígono cárnico.

La concejala Tania Chamorro, quien votó en contra, dijo que el polígono cárnico es una obra emergente para la ciudad que en casi tres administraciones no se ha podido terminar.

“Hay que invertirle dinero pero con certeza, cuánto dinero nos va a generar la inversión que vamos a hacer, aquí no hay certeza porque se habla de un monto, de otro, dónde están los informes que garanticen que con este monto se va a poder solventar y la empresa va a funcionar, no existe”, señaló Chamorro.

Lorena Hernández, de la Dirección Financiera, explicó que se ingresó la propuesta de un incremento de 900 000 dólares para este proyecto en el ejercicio fiscal de 2021, el mismo que es parte de un presupuesto plurianual de un poco más de un millón 600 mil dólares sin IVA, “que se va a utilizar para los tres rubros que han sido considerados para la terminación del polígono cárnico que está en proceso de construcción”.

¿Por qué es importante hacer una certificación plurianual? La funcionaria aclaró que específicamente se debe a tiempo de ejecución de las contrataciones y del objeto para el cual se va a hacer la inversión.

Hernández mencionó que esta ejecución será entre cinco y ocho meses, considerando los tiempos de contratación. Por su parte, Mauricio Larrea, quien asumió a finales de julio la gerencia de la empresa municipal de Faenamiento y Productos Cárnicos de Ibarra, indicó que este es un proyecto de una deuda que tiene ya dos administraciones con la ciudad, “ofrecerle un poligónico cárnico de primer mundo”.

Además, agregó que el proyecto ha tenido complicaciones que hubiesen sido solucionadas “con una decisión operativa y política, a la cual me sumo hoy”. En su exposición, dijo que entre 2012 y 2013, en la administración de Jorge Martínez, el proyecto se lo concibió como un polígono cárnico y se lo replanteó.

Han pasado nueve años, y tiene un avance del 85 %, hasta ahora se han realizado cinco contratos por un monto aproximado de USD 8.4 millones, incluida la fiscalización, dos de esos contratos son de infraestructura, uno de equipamiento y de vialidad, misma que está en ejecución con 45 % de avance.