Andrés Mayorga, el gran ingenioso de la talabartería

Otavalo.- El trabajo artesanal de talabartería se convirtió en parte de la vida de Andrés Mayorga. A sus 26 años ha logrado posicionar su marca en el mercado nacional e internacional. Sus productos son de alta calidad y tienen una garantía de 10 años.

Iniciativa
Mayorga es chef profesional. Trabajó por algunos años en su propio negocio y hace cuatro años, en este ámbito, tuvo la oportunidad de conocer el arte del trabajo en cuero. “Tuve la oportunidad de trabajar con un chico canadiense por algún tiempo. Empecé haciendo máscaras de cuero y trajes”, recordó el artesano.

La marca
Su trabajo empezó a ser valorado por quienes adquirían los productos. Para la elaboración de sus artesanías no utiliza ningún tipo de maquinaria. “Todo es hecho a mano que permite dar una mejor garantía al cliente”.

La mayor parte de clientes, antes de la pandemia, eran extranjeros que visitaban la Plaza de Ponchos en donde exponía sus trabajos, pero ahora le apunta también al mercado local con diferentes tipos de prácticas artesanías.

Productos
Para la elaboración de sus productos, Mayorga utiliza cuero baqueta, que según dio a conocer, es un producto amigable con el medio ambiente. Los tintes que utiliza para dar color a sus artesanías también son de pigmentos naturales que cuidan el medio ambiente.

“Estamos buscando diferente material, cuero vegano, para ampliar el mercado y apoyar a quienes están en contra del maltrato animal”, señaló el artesano.

Precios
Zapatos, mochilas, carteras, billeteras, bolsos, alforjas y todo producto que se pueda elaborar en cuero, son parte de la producción de esta joven otavaleño.

“Tengo una línea grande de diseños que permiten que los clientes hagan una inversión que perdure en el tiempo. Hay productos desde 8 dólares hasta 475 dólares. Cada artículo requiere de tiempo de dedicación y muchos trabajo, eso nos permite tener un producto de calidad”.

Durante la pandemia, el artesano ha tomado la iniciativa de realizar trueques con sus productos debido a la falta de dinero circulante en el país.

Otra pasión
La talabartería no lo ha alejado totalmente de la cocina. Además del trabajo artesanal está emprendiendo en la elaboración de vinos con productos naturales. En las próximas semanas espera tener ya su primer lote de esta bebida.