Amplían la atención a discapacitados

altIBARRA. “Todos vamos a hacer una promesa a Dios, de que no va a quedar en Imbabura una sola persona con discapacidad sin ser atendida, porque ustedes jamás dejaron de soñar y nunca perdieron la esperanza”, dijo el Vicepresidente de la República Lenín Moreno, en su discurso en el Obelisco de la ciudad.
 
 Marcha. La Misión Solidaria Manuela Espejo realizó  la “Caminata por los Derechos y la solidaridad de las personas con Discapacidad”, presidida por el Vicepresidente Lenín Moreno.
El  evento  tuvo una gran acogida y  se  realizó desde el sector del parque Chile, a lo largo de la avenida Mariano Acosta hasta llegar al Obelisco. Hubo  la participación de zanqueros y una multitud de  estudiantes que hicieron una calle de honor a lo largo de toda la avenida. Acompañados de sus padres y delegaciones de las distintas parroquias, dieron la bienvenida al segundo mandatario Lenín Moreno.

Los protagonistas fueron los brigadistas de la Misión Manuela Espejo, que junto a las personas con discapacidad atendidas en Imbabura, desfilaron junto al segundo mandatario.  

 Trabajo. La misión Manuela Espejo ha contribuido en Imbabura con 6 mil 328 ayudas técnicas, a 4 mil 458 personas con discapacidad.

 Ayuda. Un programa lleno de alegría y solidaridad con la Misión Manuela Espejo fue el que se desarrolló en el Obelisco de Ibarra. El discurso de bienvenida al segundo mandatario lo realizó el gobernador de Imbabura, Pedro Dávila.

En su discurso el vicepresidente Lenín Moreno dijo  “esta caminata es la representación de un pueblo que jamás perdió la esperanza, esta no es una obra del vicepresidente, es parte de un gobierno que decidió hacer cambios profundos. Lo que vivimos hoy es el entierro de un pasado de vergüenza en el que los hermanos que tienen algún tipo de discapacidad  eran colocados en el lugar más oscuro de las casas, pero hoy, esto ha cambiado y con la frente en alto reclaman su espacio de dignidad e inclusión en el desarrollo de todo el territorio nacional”.

Moreno explicó que  la nueva Ley que será presentada la próxima semana a la Asamblea Nacional, implica que las personas que tengan un niño con discapacidad o con una enfermedad severa, tendrán derecho al acceso al trabajo.
“La  Misión Manuela Espejo ha invertido lo que sea necesario en las personas con discapacidad, en este momento el presupuesto ya llega casi a 100 millones de dólares, este gobierno busca que todos sean atendidos”, finalizó el segundo mandatario.  

  El vicepresidente Lenín Moreno visitó a David Chacua

APOYO. David José Chacua Criollo de nueve años de edad, vive en el barrio la Victoria de Ibarra, él recibe el bono José Joaquin Gallegos Lara y ayuda técnica de la Misión Manuela Espejo, los dos proyectos impulsados por la vicepresidencia.  
El niño no puede utilizar sus brazos y piernas, pero aun así asiste a la escuela. David escribe y pinta con la boca, él hace un mes pidió una beca al vicepresidente porque quiere ser pintor profesional, está beca se está tramitando.

El vicepresidente llegó hasta la casa de David y luego de ver las pinturas que realiza el niño con su boca, dijo “David es un potencial extraordinario que tiene todo ese deseo de vivir y de disfrutar de la vida inclusive los olluelos que tiene en sus mejillas marcan la pauta de que se ríe con mucha facilidad y de que siempre está alegre”.   Segundo Chacua padre de David, explicó que su hijo recibe la ayuda desde el 2009 que  inició la Misión Manuela Espejo y con la visita del vicepresidente su hijo escribió una carta con su boca en la que pidió una silla nueva y materiales para continuar pintando.

{becssg}vice{/becssg}