Aluvión en el noroccidente de Quito causó daños en 25 viviendas y varios automóviles

Quito. El torrencial aguacero que cayó la tarde del viernes 22 de marzo sobre la capital ecuatoriana generó un aluvión que dejó a tres viviendas con severos daños y varios vehículos afectados, informó hoy el alcalde de Quito, Mauricio Rodas, tras confirmar que no se registraron víctimas humanas.

El alcalde Mauricio Rodas activó el protocolo de emergencias la noche del viernes y realizó un sobrevuelo de helicóptero de esta mañana para confirmar que el aluvión de ayer fue por fuertes lluvias que derivaron en 3 deslizamientos de material vegetal que taponó la quebrada Pichincha en su parte alta, y provocó un desbordamiento de flujos hacia Osorio y Pinar Alto.

“Evacuamos 11 familias: 5 están en albergues municipales y las otras volvieron a sus viviendas o están con familiares. Son 25 viviendas afectadas. Activamos el Fondo de Emergencia para atender a los afectados”, indicó el burgomaestre.

Añadió que el fenómeno se produjo en el norte de la ciudad, en la zona conocida como El Pinar, la más afectada por la corriente, que se generó por la acumulación de agua y lodo en una quebrada del volcán Pichincha que se levanta al oeste de esta urbe andina. Se coordinan acciones para continuar con la limpieza de viviendas y vías afectadas. Nuestros equipos y maquinaria se mantienen en territorio trabajando con la comunidad.

El fuerte aguacero que cayó sobre la capital coincide con la época lluviosa que ha generado estragos en casi todo el país y que podría extenderse hasta mayo.

Según imágenes que han circulado en las redes sociales, el aluvión arrastró con fuerza rocas, lodo y otro tipo de sedimentos por las calles de la zona afectada, que se convirtieron en cauce de la corriente.

Algunas personas lograron salvar sus vehículos la percatarse a tiempo de la llegada de la corriente que, según vecinos, avisó con un ruido fuerte de su presencia.