Adultos mayores desconocen de la devolución del IVA para ellos

Ibarra.- La devolución del Impuesto al Valor Agregado (IVA) para adultos mayores será automática cuando se adquieran bienes o servicios de primera necesidad en las que reciban comprobantes electrónicos: facturas y notas de débito.

Al cumplir los 65 años de edad, las personas tienen derecho a la devolución del IVA. A partir de enero del 2020, el monto máximo mensual de devolución que se puede solicitar es USD 96.

Este año el reembolso por parte del Estado tuvo retrasos por varios meses, debido a la escasez de recursos en la caja fiscal.

La voz de los ciudadanos.
“Yo tengo 70 años pero realmente no he sabido que tengo derecho a esa devolución. Soy un adulto mayor y creo que ese beneficio sí sería bueno, pero deben socializar más porque personas como yo realmente desconocemos”, dijo Segundo Torres, un adulto mayor de la ciudad de Ibarra.

Fernando Rodríguez, de 70 años, asegura que esperó desde marzo pasado por la devolución de varios impuestos, pese a que el trámite y confirmación del SRI no demoraron.

Para él, este es un mecanismo que le brinda liquidez. Justamente porque el reembolso representa un ingreso extra, derivado de la crisis que enfrenta el país este año más adultos mayores han buscado este servicio.

La disposición.
Se trata de una nueva disposición del Servicio de Rentas Internas (SRI), estipulada en la resolución 059, del pasado 28 de septiembre, que entrará en vigencia cuando se publique en el Registro Oficial.

La entidad explicó que la implementación de la medida será paulatina, conforme los establecimientos adapten sus sistemas informáticos. Los usuarios que han pedido la devolución no deben hacer ningún trámite, pero aquellos que quieran acceder a este beneficio por primera vez deben registrarse en el SRI personalmente una sola ocasión.

El reembolso automático se aplicará en cada compra sobre el valor del IVA generado en consumos personales, que no estén relacionados o destinados para actividades comerciales.

Son considerados bienes y servicios de primera necesidad artículos de vestimenta, vivienda, salud, alimentación, educación, comunicación, cultura, deporte, y transporte y movilidad.

Pero es importante que las compras que se hagan tienen que estar a nombre del adulto mayor, ese es un requisito fundamental.