Adolescente terminó con su vida

BARRA. Un adolescente de 13 años de edad se suicidó ayer para poner fin a la tragedia que marcó su vida: sufrió el abandono de su madre; su padre está recluido y un tío se suicidó hace cinco años.

Carta. El joven tomó la fatal decisión a las 13h00 de ayer en Ibarra, cuando se  quedó solo en la casa mientras la abuelita salió a trabajar, ”cuando ella regresó lo encontró muerto”, dijo un familiar.
Se ahorcó en su cuarto y dejó una carta que está en poder de las autoridades; se presume que sería por una decepción amorosa. Sin embargo, una tía del menor de 30 años de edad, comentó que en días anteriores fue amenazado por unos pandilleros, “o talvéz fue por otra causa”, acotó.   

Tragedia. Pero, la tragedia revivió la memoria de la familia, hace cinco años un tío de la víctima se ahorcó  utilizando una cadena que colgó de una cama litera, lo mismo hizo el adolescente.

Padre Detenido.  El padre del menor, permanece internado en el Centro de Rehabilitación Social de Ibarra, tiene un proceso judicial en su contra.
Los familiares piden que le permitan al padre darle el último adiós. “Quien debe dar la autorización es el Director Nacional de los Centros de Rehabilitación Social del Ecuador”, dijo Marcelo Jácome, director del centro de Ibarra. Hasta las 18:00 de ayer, no fue posible comunicarnos con Diego Pérez, director nacional.