21-11-2019 | 15:31
(I)

Una comisión de la Defensoría del Pueblo investigará denuncias en las protestas en Ecuador

Quito. La Defensoría del Pueblo de Ecuador anunció este jueves 21 de noviembre la conformación de una comisión especializada que investigará las denuncias relativas a posibles vulneraciones de los derechos humanos durante las protestas de octubre en el país.

En un comunicado oficial, la entidad dio a conocer que hoy tomaron posesión del cargo los integrantes de dicha comisión “de verdad y justicia”, que tendrá el objetivo de “analizar la información producida en el marco de la investigación defensorial y el proceso de seguimiento realizado por la Institución Nacional de Derechos Humanos del Ecuador, durante las protestas”.

El período que será indagado abarca del 3 y al 16 de octubre, precisa el escrito.

Entre los integrantes de la comisión figuran la expresidenta de Ecuador, Rosalía Arteaga, además de Juan Cueva, Sybel Martínez, Juan Carlos Solines y Xavier Zavala Egas, en representación de la sociedad civil.

La Defensoría argumentó que la designación de los comisionados es “honorífico, en reconocimiento a su amplia trayectoria en materia de derechos humanos”, y que por ello, no percibirán remuneración alguna.

Este órgano contará, además, con el apoyo de una comisión técnica institucional interna para confirmar, obtener o producir nueva información, en cumplimiento de su objetivo propuesto.

Las decisiones que emanen de la comisión se adoptarán por mayoría simple y en la primera sesión plenaria se resolvió la designación de Sybel Martínez como presidenta de la misma.

Por su parte, el defensor del pueblo, Freddy Carrión, solicitó a las diferentes áreas de la entidad que colaboren y acompañen a la nueva misión de esclarecimiento para “encaminar el trabajo y generar resultados exitosos”.

Entre el 3 y 13 de octubre, Ecuador vivió una de las olas de violencia más graves de su historia reciente, que llevó al Gobierno a decretar el estado de excepción y un toque de queda en Quito, entre otras medidas.

En ese contexto de protestas, en reacción a la eliminación del subsidio a los combustibles, medida que fue derogada por el Gobierno para pacificar el país, se produjeron al menos media docena de fallecidos, miles de detenidos y heridos.

También fue incendiado el edificio de la Contraloría General del Estado, y radicales trataron de quemar medios de comunicación, y se reportaron más de 130 agresiones contra periodistas, además de diversos saqueos.

Misiones de Naciones Unidas y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) investigan asimismo posibles vulneraciones de los derechos humanos, a las que ahora se sumará la de la Defensoría del Pueblo ecuatoriano.